Actualizado 08/12/2009 19:26 CET

Las becas de estudio en Granadilla (Tenerife) se incrementan más del 120 por ciento en dos años

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Granadilla de Abona, a través de la Concejalía de Educación, ha concedido becas de estudio a cerca de 1.000 familias del municipio con un importe global de 187.500 euros, lo que supone un crecimiento de un 123 por ciento respecto a las becas otorgadas en el ejercicio de 2007.

La política de becas escolares del Ayuntamiento, que atiende necesidades directas de las familias de Granadilla para la adquisición de material escolar, libros de texto y transporte escolar, duplica así los resultados en sólo dos años sin contabilizar aún las becas para universitarios que se encuentran en tramitación, informa el Consistorio en una nota de prensa. Así, frente a las 439 familias beneficiarias de estas ayudas en 2007, en el ejercicio 2009 alcanzan las 979 familias.

La concejala de Educación, María del Carmen Navarro, informó de que "en estos dos años de mandato no sólo hemos duplicado el número de vecinos de Granadilla beneficiarios de becas escolares, sino que hemos reducido el número de solicitudes denegadas, pasando del 65 por ciento de 2007 a tan sólo el 37 por ciento en 2009".

Navarro consideró que en política "cada cual es muy libre de hacer demagogia con la gestión de los asuntos públicos y pretender convencer a estas alturas a los ciudadanos que las cosas van peor allí donde van mejor, pero los hechos, avalados por los datos oficiales, no dejan lugar a interpretaciones: Hoy en Granadilla de Abona, las becas de estudio benefician al doble de vecinos que hace sólo dos años".

La política municipal de becas comprende ayudas directas a familias con hijos escolarizados en Educación Infantil, Primaria, Secundaria y ciclos de grado medio, así como a estudiantes universitarios que cursan estudios superiores en nuestra comunidad autónoma o fuera de ella, sin olvidar las becas que se conceden a jóvenes de 10 a 17 años para el perfeccionamiento de una segunda lengua en el extranjero.

Las bases que regulan las becas se rigen por la Ordenanza Municipal de Subvenciones y por la Ley de Subvenciones, que impiden su otorgamiento a aquellos solicitantes que mantengan deudas vivas con la administración municipal, si bien en este caso concreto y en colaboración con la Concejalía de Servicios Sociales, se ha dado prioridad a las familias que no podían atender esos pagos e incluso se ha ofrecido la opción de fraccionar los abonos pendientes.

María del Carmen Navarro explicó que "este año, conscientes de la situación económica que pasan muchas familias, se han acelerado los trámites de resolución y en septiembre se ingresaron las becas solicitadas en junio, y en octubre las aprobadas en septiembre, lo que sin duda ha favorecido a las familias solicitantes".