Publicado 21/01/2016 18:01CET

El Gobierno canario admite la "penosa situación" de los servicios sociales debido a los recortes del Estado

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

La viceconsejera de Políticas Sociales y Vivienda del Gobierno de Canarias, Isabel Mena, asegura que la Consejería de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda "trabaja intensamente por revertir la penosa situación que el Gobierno central ha dejado a Canarias en materia de servicios sociales".

Mena se refiere así en un comunicado al informe anual referido a 2015 elaborado por la Asociación de Directores y Gerentes de Servicios Sociales, que revela que Canarias es una de las Comunidades Autónomas que presenta un desarrollo de los servicios sociales "irrelevante", con 2,4 puntos, junto a la Comunidad Valenciana (1,05 puntos) y Murcia, con 2,35 puntos.

Mena reconoce que "el informe es objetivo y refleja la realidad existente", pero aclara desde la llegada del nuevo equipo a la Consejería se trabaja para "revertir la tendencia en cuanto a las políticas sociales en Canarias, dándole un giro" a través de una reorganización de todo el sistema.

En este sentido, la viceconsejera critica que las políticas sociales "se han visto fuertemente recortadas en todo el país por culpa del gobierno del PP cuyo modelo de financiación autonómico perjudica enormemente a Canarias, por lo que no se reciben recursos suficientes para poder impulsar el modelo social deseado".

Al respecto, añade que sitúa a las islas 600 millones de euros al año por debajo de la media de las comunidades autónomas.

No obstante, Mena sostiene que desde Canarias se trabaja "sin descanso" para darle la vuelta a esta situación y por ello, en el presupuesto de este año los programas de políticas sociales se incrementan en casi 28,6 millones de euros.

Asimismo, concreta que en la atención a personas en situación de dependencia se ha aumentado en 7,7 millones de euros, que irán a parar al cumplimiento de la ley de Dependencia, "que ha sido vaciada por el señor Rajoy".

LA PCI SE HA PUESTO AL DÍA

Además, expone, "la PCI pasa de 28 a 45 millones, se trata de un incremento histórico con 17 millones de euros más que en 2015". Mena resalta también que se trabaja para "garantizar" mejoras en la prestación de los servicios sociales y el "ejemplo más claro", dice, es que se ha "puesto al día" la PCI finalizando los pagos pendientes antes de final de 2015, lo que ha supuesto que este año la tramitación de la PCI se ha iniciado "por primera vez, sin listas de espera".

Asimismo, destaca que se ha hecho un "esfuerzo importante" por incorporar al Sistema de Dependencia a numerosas personas, "adelantando por primera vez el pago a 550 dependientes que se encontraban en lista de espera".