La exgerente del PP se acoge a su derecho al silencio en la comisión que investiga las cuentas del partido

AMP.- La exgerente del PP se acoge a su derecho al silencio en la comisión que investiga las cuentas del partido
PARLAMENTO DE LA RIOJA
Actualizado 06/05/2019 12:53:26 CET

   LOGROÑO, 6 May. (EUROPA PRESS) -

   La exgerente del Partido Popular de La Rioja, Ana Elvira Martínez, ha comenzado hoy su comparecencia ante el Parlamento de La Rioja, dentro de la comisión que investiga las cuentas del PP, acogiéndose a su "derecho constitucional a no contestar a las preguntas de esta comisión".

   La comisión parlamentaria que trata de determinar las "responsabilidades políticas por la presunta financiación ilegal del Partido Popular en La Rioja" se ha reunido hoy tras la intervención, mediante videoconferencia el pasado 1 de abril, del extesorero del PP, Luis Bárcenas.

   Martínez ha comenzado leyendo un texto en el que ha señalado la competencia "exclusiva" del Tribunal de Cuentas para "fiscalizar las cuentas de los partidos políticos".

   Ha añadido que, durante el tiempo que fue gerente (desde 1997 y hasta enero de 2018), las cuentas siempre fueron presentadas a este órgano; y "Nunca el Tribunal de Cuentas ha encontrado ilegalidad, nunca jamás".

   Ha recordado que desde enero de 2018 no es la gerente y que ya declaró ante la Audiencia Nacional, remitiéndose a esa declaración. Después, ha afirmado: "Me acojo a mi derecho constitucional de no contestar a las preguntas de esta comisión".

   Aún así la comisión ha seguido con las intervenciones de los diputados y el silencio de la compareciente. El diputado de Ciudadanos Tomás Martínez Flaño ha sido el primero en intervenir lanzando una batería de preguntas que no han tenido respuesta.

   Cuestiones como los años que la compareciente ha estado en el PP; qué cargos ha tenido; cuáles eran sus funciones; si tenía interlocutores en el PP nacional; a quién compraron el inmueble; o si tiene constancia de una ayuda de 200.000 euros se han quedado en el aire.

   A continuación, el socialista Francisco Ocón ha recordado cómo frente al juez Ruz Martínez mostró "desmemoria", algo que, a su juicio, no es posible en la gestión de las cuentas de "cualquier empresa o partido"

   "Se da por supuesto que se pidió una ayuda al PP de Madrid pero nadie recuerda quién lo pidió y a quién", ha dicho al tiempo que ha afirmado que lo único que se sabe es que "apareció una transferencia y Bárcenas tenía una anotación de 200.000 euros" con el apunte de La Rioja en la contabilidad B del partido.

   Ocón le ha preguntado si en serio alguien pude hacer creer que "una operación de 1,5 millones de euros no tenía una planificación". "Pensar eso es tratar a esa gente como estúpida, porque si no Dios mío en mano de quién estamos", ha añadido.

   La comisión se ha desarrollado con la ausencia del Grupo Podemos dado que el titular de la comisión, el portavoz Germán Cantabrana, está de baja médica y no ha acudido otro representante.

   Esto ha sido interpretado por el portavoz popular Jesús Ángel Garrido como la muestra de que se trata de un "numerito y un sainete". Ha acusado al PSOE de haber "roto un histórico consenso de interrumpir la actividad parlamentaria" cuando se acerca una campaña electoral.

   Ocón le ha recordado que la comisión se pidió "hace seis meses" y fue la presidenta del Parlamento, Ana Lourdes González, quien la "retrasó". También ha echado sobre su "conciencia" el "cargar todo sobre Álvaro Lapuerta", fallecido.

   En su segunda intervención, Martínez Flaño ha creído que "cuesta creer que alguien done 200.000 euros sin querer nada a cambio".

   Además, Ocón, entre las cosas "extrañas" del caso, ha señalado que no coincidan las cifras entre la obra "visada al Colegio de arquitectos y las facturas emitidas ante el juzgado"; o que haya "cantidades redondas en las certificaciones de obra".

   También, "por qué el director de obra cobró tan poco, por qué se eligió Silvia Decoración; y que el precio no era de mercado". "Se dan cuenta de que hay muchas cosas que no son normales, y no sólo los 200.000", ha rematado.

   "Lo que es un sainete es que once años después no sepamos cómo se pagó la sede, y no conocemos la verdad porque ustedes nunca la han dicho", ha rematado.

CONCLUSIONES

   Martínez Flaño, que ha advertido que su conclusión iba a ser "en precario" sin haber escuchado el alegato final de la exgerente, ha subrayado que lo importante es "que los riojanos sepan de dónde vinieron los 200.000 euros". También ha aplicado aquello de "quien calla otorga".

   Garrido, que ha protagonizado momentos tensos, sobre todo con el presidente de la comisión, el portavoz naranja Diego Ubis, ha pedido a los presente que sean honrados. "La finalidad es la foto", les ha recriminado.

   "No van a conseguir desprestigiar al PP", les ha advertido al tiempo que les ha acusado de "intento burdo, tosco y grosero".

   Martínez ha cerrado reiterando que las cuentas siempre se han presentado "en tiempo y forma" a través de "cuentas bancarias".

Contador

Para leer más