Publicado 12/04/2020 20:44CET

FAPA RIOJA critica que "al menos 1 de cada 3 estudiantes no ha recibido aún tutoría personalizada"

LOGROÑO, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

Según una encuesta para familias realizada por FapaRioja del 3 al 8 de abril, "al menos 1 de cada 3 de estudiantes de Educación Infantil, Primaria, y Secundaria aún no ha recibido tutoría personalizada y 3 de cada 4 estudiantes con necesidades específicas de aprendizaje no han recibido ningún tipo de apoyo del profesorado especialista que les atiende habitualmente".

Específicamente, indican en un comunicado de prensa, "en el caso de Infantil y Primaria, las familias encuestadas manifiestan que, en más de un 43% de los casos, no se ha producido ninguna comunicación personalizada con sus hijos o hijas por parte del centro educativo, mientras que esta sí se ha producido con las familias en un 66%, lo que muestra que no se ha comunicado de forma personalizada, ni con estudiantes ni con familias, en un 34% de los casos".

Esta encuesta responde a la necesidad observada por FapaRioja de realizar análisis constantes "que reflejen cuál es la realidad y la vivencia de las familias ante la situación educativa actual, que está experimentando una rápida transformación, y ante las dificultades para obtener valoraciones de este proceso".

Con este objetivo, FapaRioja ha dirigido dos cuestionarios diferenciados, uno para colegios y otro para institutos, con el objetivo de hacer partícipes a las familias en la valoración de la situación educativa actual, y cuyos datos sirvan a la administración, los centros educativos y las AMPAs para, entre todos, mejorar esta nueva organización educativa.

Como resultado de esta encuesta, disponible en
http://www.faparioja.org/, se han obtenido 2059 respuestas en el
cuestionario dirigido al grupo de colegios y 928 respuestas en el
cuestionario dirigido en el grupo de institutos. Cabe destacar que existe un grupo de familias que no cuentan con medios digitales, el colectivo a priori más perjudicado por la nueva situación, y que por lo tanto no han podido acceder a este cuestionario.

Según arrojan los resultados de esta encuesta, las familias muestran comprensión ante la situación y en más del 75% de los casos (80% en Secundaria ) manifiestan que están llevando la situación familiar "bien o muy bien". En cuanto a la opinión de las familias acerca de la mejor medida para evaluar la finalización del curso, estas consideran que sería "valorar el trabajo realizado los dos primeros trimestres del curso" con mayor o menor importancia del trabajo desarrollado durante el confinamiento, y no hacer más exámenes.

Asimismo, las familias valoran que las actividades y tareas planteadas para realizar en casa durante el período de confinamiento son "adecuadas" en un 75% de los casos en Primaria y más de un 50% lo consideran así en Secundaria, mientras que las tareas se perciben como "excesivas" para un 30% en Secundaria y un 16% en Primaria.

El cuestionario también incluye preguntas para escolares y adolescentes, con el objetivo de escuchar su voz y hacerles partícipes de lo que está ocurriendo, dado que son el colectivo directamente afectado por la situación.

Respecto a la adaptación del sistema educativo a las condiciones
impuestas por el confinamiento, junto al análisis de los resultados de la encuesta, FapaRioja valora el gran esfuerzo por parte de todos los colectivos de la comunidad educativa para reconducir esta nueva situación pero, contemplando que se va a continuar así un periodo de tiempo aún por determinar, considera indispensable mejorar varios aspectos que se han manifestado en este cuestionario.

En este sentido, en el cuestionario se han incluido varias preguntas de respuesta abierta para recabar la visión de las familias de diferentes aspectos relacionados con la situación actual, de cuyo análisis destaca:

- Se asume y valora que toda la comunidad educativa está haciendo todo lo posible para solucionar los problemas que se han ido generando, pero se plantean varias opciones para poder mejorar el nuevo sistema de educación a distancia.

- Hay una preocupación por el tema educativo debido a la inseguridad de las decisiones futuras. Sumado a las situaciones generales y personales de las familias a nivel sanitario y económico.

- Se pide la valoración del estado emocional de los menores por encima de cualquier valor educativo.

- Existe una preocupación extendida por cómo llegar a todos los alumnos por igual.

- Se solicita que este trimestre se evalúe de forma que no pueda
perjudicar a ningún alumno.

- Se pide una mejora de la comunicación. Que se dé la información lo antes posible del futuro del curso y en especial el caso de segundo de bachiller y la EBAU.

- Se solicita una simplificación del trabajo de las tareas, reduciendo su cantidad. Facilitar un lugar donde el alumno pueda encontrar todas sus tareas juntas o una misma plataforma. Coordinación entre profesores para conocer la carga total de tareas del alumno.

- Se solicita no realizar exámenes, evaluar con otros sistemas.

- Según los datos hay un número elevado de alumnos y alumnas que no han tenido contacto personal con su tutor y se valora en el cuestionario la importancia del contacto directo y la comunicación personalizada (en el caso del profesorado responsable de la tutoría).

Dentro de este campo es relevante el dato de un número significativo de estudiantes con necesidades específicas de aprendizaje que tenían atención individualizada y que ahora no han tenido contacto personalizado con el profesorado especialista.

- Se aprecia una preocupación importante de la situación de conciliación de las familias ante la vuelta al trabajo mientras continúen cerrados los colegios, por lo que pide una planificación urgente de distintas opciones de conciliación.

Para leer más