La princesa Letizia afirma que en el periodismo "nunca sobrarán rigor, respeto y sentido común"

Actualizado 28/09/2011 19:15:34 CET
- EUROPA PRESS

SAN MILLÁN DE LA COGOLLA, 28 Sep. (EUROPA PRESS) -

La princesa Letizia ha afirmado esta mañana que "en la profesión periodística nunca sobrarán rigor, respeto y sentido común". Según la ex periodista, el rigor es necesario para "contar con propiedad y precisión lo que ocurre", mientras que el respeto permite "no excluir a nadie y tener siempre consideración hacia los demás". La princesa ha opinado que los interrogantes que motivan la celebración del 'VI Seminario Internacional de Lengua y Periodismo' -el lenguaje políticamente correcto y su relación con el periodismo-- tendrán respuesta al final del mismo. Y es que, la "elección de palabras que todos hacemos para expresar lo que pensamos" es un hecho "complejo", que nos define como personas", ha opinado.

La princesa ha hecho estas declaraciones al inicio seminario, que en esta ocasión estudiará 'El periodismo y el lenguaje políticamente correcto', y se desarrolla en el monasterio de Yuso en la localidad riojana de San Millán de La Cogolla. Al acto han asistido, entre otros, el presidente de la Real Academia de la Lengua (RAE) José Manuel Blecua; el presidente del Gobierno de La Rioja y de la fundación 'San Millán de la Cogolla' Pedro Sanz; el consejero delegado de BBVA, Ángel Cano; y el presidente de la agencia EFE de noticias Álex Grijelmo.

Doña Letizia ha planteado diversas reflexiones relativas al periodismo y el lenguaje políticamente correcto. La ex periodista ha lanzado diversas preguntas como si el lenguaje políticamente correcto sirve "para maquillar la realidad" o simplemente es una muestra de "amabilidad". Por ello, la princesa se ha preguntado si "el cuidado con las palabras" está "reñido con el rigor, que al fin y al cabo es lo que prima en el ejercicio de la profesión periodística".

En el mismo sentido, ha planteado cuestiones tales como si "el lenguaje políticamente correcto oculta la realidad utilizando eufemismos", o si bien dichos eufemismos debieran, quizá, ser calificados de "sensibilidad lingüística". Por último, la princesa a invitado a los presentes a reflexionar sobre si cambiar las palabras, supone cambiar la realidad.

POLÍTICOS DEJAN "HUECO DE CONTENIDO" EL LENGUAJE

"Los políticos, al igual que los profesionales del idioma sabemos el valor potencial de cada palabra", ha afirmado el presidente del Gobierno de La Rioja. Sin embargo, "muchas veces convertimos nuestro discurso en una perversión del lenguaje para desnudarlo y dejarlo hueco de cualquier contenido". Además, Sanz ha recordado que la tarea de comunicar es "más ardua" si cabe porque la revolución tecnológica "sortea la intermediación del periodista y concede plenos poderes y protagonismo al usuario".

DEBATIR CON "OBJETIVIDAD"

El director de la RAE y presidente de Fundéu BBVA, José Manuel Blecua, ha puesto de relieve la necesidad de un encuentro como este en el que "un asunto importante, como es el análisis del discurso políticamente correcto, tiene que ser debatido con objetividad y serenidad".

"Los trabajos de este seminario nos van a proporcionar datos y opiniones que puedan colaborar a esclarecer los debates posteriores, debates que deben desarrollarse en un diálogo respetuoso con todas las opiniones, presidido, como no puede ser de otra manera, por el más riguroso conocimiento lingüístico", ha asegurado. Blecua ha bromeado con los usos del español y ha explicado que, de estar en Sudámerica por ejemplo, tendría que "tratar a don Pedro --en referencia a Pedro Sanz-- como ciudadano-presidente".

ESPAÑOL "INUNDADO" DE ANGLICISMOS

El consejero delegado del BBVA Ángel Cano ha centrado su discurso en la terminología económica que ha inundado el lenguaje a raíz de "la crisis económica y social de magnitudes desconocidas" que impera en estos días. Así ha advertido del "riesgo de inundar el español con aglicismos" y la "creciente falta de rigor en el uso de dichos términos económicos".

Además, se ha referido a la "carga emocional" de ciertos vocablos que hacen que un discurso sea o no considerado políticamente correcto. Así, ha opinado que "el lenguaje busca en muchos casos reacciones emocionales" en la audiencia, para lograr "su adhesión sin reflexión". Por ello, ha recordado la responsabilidad del periodista de informar con rigor, pero también la del receptor de "reflexionar antes de aceptar" por buenos los mensajes.

Por su parte el presidente de la agencia EFE ha explicado que "el lenguaje es como un cuchillo" que, entre otras cosas, sirve para "matar con palabras o defender la verdad". Es por ello que ha destacado la importancia de celebrar por sexto año un seminario sobre periodismo, y en este caso, sobre su relación con lo políticamente correcto. En su opinión, "el lenguaje políticamente correcto puede servir para mejorar la convivencia" y ha recordado que este término -además de referir a la manipulación de ideas-- implica "amabilidad" en el uso de la palabra.