Actualizado 27/07/2007 16:13 CET

Sanz anuncia la implantación de empresas que traerán a La Rioja proyectos empresariales nuevos en la comunidad

El presidente riojano da a conocer que pidió una reunión con Zapatero al ser reelegido en su cargo

LOGROÑO, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno riojano, Pedro Sanz, aseguró hoy que en septiembre "van a llegar" a La Rioja "proyectos" empresariales que desarrollarán actividades nuevas en la región. Ese mes, en su opinión, también se conocerán novedades del futuro de los terrenos que dejó Electrolux.

Sanz celebró hoy un desayuno informativo previo a las vacaciones de verano. Allí, aseguró que hay una "voluntad clara de inversión" en La Rioja "independientemente de los expedientes de regulación de empleo" que puedan vivirse.

El presidente recordó que cuando Electrolux abandonó La Rioja para implantar su actividad en Hungría, Sanz dijo que "por que cerrase" esta empresa "no se iba a caer La Rioja". Algo que, en su opinión, se ha cumplido. Así, aseguró que la inversión aducida en el último año alcanza los 677 millones de euros.

En cuanto los últimos expedientes de regulación en empresas (como Metzeler, Peñaclara e Infitex), consideró que "todos los años se producen de forma natural". Frente a ellos, apostó por "tener capacidad para ofrecer" a los trabajadores "una alternativa adecuada".

A este respecto, se refirió a los últimos datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), conocidos hoy, que sitúan a La Rioja como "la comunidad autónoma con menor tasa de desempleo", al situar éste en un 4,94 por ciento. Un dato, a su juicio, "espectacular".

La situación económica riojana, en opinión del presidente, está en una "posición muy interesante". A esto unió que, según sus datos, hay empresas que van a traer a La Rioja proyectos distintos a los que esta región está acostumbrada, que normalmente se centra en el sector agroalimentario. Empresas que se situarán en el municipio de Huercanos y en El Polígono de El Sequero.

También bajo el prisma económico, Sanz adelantó que los presupuestos del próximo año "estarán en la línea" de los del año 2007 y rondarán los 1.200 ó 1.300 millones de euros.

Sanz mostró su apuesta por la investigación y aseguró que el Gobierno pondrá su trabajo en el CIBIR y el CARPA, que estarán operativos en octubre. El primero, informó, acogerá un animalario para experimentos. También, en el Centro de La Fombera que, incluso, acogerá físicamente la Dirección General de Innovación.

El presidente se mostró "muy tranquilo" pero, a la vez, "tensionado" con diversos temas, entre los que citó la OCM del Vino, las infraestructuras, la financiación autonómica y las transferencias de Justicia, en las que se empezará a avanzar en el próximo curso político.

En este sentido, dio a conocer que, "nada más" tomar posesión de su cargo, por cuarta legislatura consecutiva, solicitó una entrevista con el presidente del Gobierno central, Jose Luis Rodríguez Zapatero. Ahora, Sanz espera "cita y hora" para tratar con él las "cuestiones pendientes".