AMPL.-Aguirre, "encantada" tras reunirse con Zapatero y obtener el reconocimiento de 1,2 millones de madrileños

Actualizado 22/12/2008 22:25:17 CET

Madrid podrá gestionar el 50% del IRPF, el 58% de los impuestos especiales y, quizá, también parte del IVA

Zapatero hace a Aguirre una oferta similar que la que recibió el presidente catalán

MADRID 22 (EUROPA PRESS)

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, se declaró hoy "encantada" tras reunirse con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero quien, según la madrileña, se ha comprometido a que el nuevo sistema de financiación autonómica sea multilateral, solidario entre las regiones y que aporte recursos adicionales a los actuales para que "ninguna comunidad autónoma pierda respecto a lo que tiene ahora", además de que reconocerá, como reclamaba Aguirre, al 1,2 millones de nuevos madrileños.

La presidenta se reunió hoy durante una hora y media con Zapatero. Además, indicó que el presidente le ha dado "garantías" de que "se mantendrá el modelo unilateral, es decir, que al igual que el todavía sistema vigente que se aprobó por todas las comunidades de régimen común, también éste será pactado por unanimidad de todas las regiones". "No será bilateral, como en algún momento algunos, incluida yo misma, temimos", apostilló.

Además, "el modelo mantendrá la solidaridad, que está reconocida en la Constitución y que ha dado buenos resultados", continuó Aguirre, explicando para ello se aportarán "recursos adicionales" para que "ninguna comunidad pierda respecto a lo que tiene ahora".

Asimismo, los servicios esenciales a la población como la sanidad, la educación o los servicios asistenciales de dependencia, "tendrán un mínimo común para toda España", afirmó Aguirre, excluyendo de este paquete la Justicia o Seguridad. Desde Moncloa se aseguró que "el nuevo modelo aumentará equitativamente el gasto" en esos conceptos y "garantizará una financiación suficiente para las autonomías, cubriendo por igual las necesidades básicas de todos los ciudadanos".

MÁS PARA MADRID

En cuanto a las reclamaciones de la líder regional, Zapatero le aseguró que "la población será el parámetro fundamental" en la financiación autonómica, algo positivo para la Comunidad de Madrid ya que "el Gobierno reconocerá a ese 1,2 millones de habitantes que, a día de 1 de enero de 2007, reconoce que existe el Instituto Nacional de Estadística (INE)".

"Esto es muy importante para nosotros porque la Sanidad, que se lleva el 36 por ciento del presupuesto, la Educación, que se lleva el 30 por ciento, los servicios sociales o el transporte no cuestan lo mismo si hay 5 millones de personas, como hay en el modelo que nos financia actualmente, que si hay 6,2 millones que realmente los utilizan", justificó.

Por otra parte, Madrid "tendrá un reconocimiento de su aportación a la caja común" y al hecho de ser la primera región en aportación de recursos para todos los españoles. "No sólo no nos va a penalizar, sino que supondrá un reconocimiento en la financiación para la Comunidad y para los madrileños", apostilló.

Ese reconocimiento podría venir vía permiso para gestionar el 50 por ciento del IRPF, el 58 por ciento de la cesta de impuestos especiales, que incluye gravámenes como el del alcohol o el tabaco, y quizá también parte del IVA, siempre y cuando la Unión Europea lo permita. Es decir, que Zapatero ha hecho a Aguirre una oferta similar que la que recibió el presidente de la Generalitat de Cataluña, José Montilla.

"Es un modelo que, confío y espero, será acordado por todas las comunidades autónomas, y ahora lo que hace falta es ver la cuantía de esos recursos adicionales, que no saldrán del bolsillo del presidente, sino del déficit público", añadió. Precisamente del déficit proceden los 8.000 millones de euros aportados en el Plan Estatal de Inversión Local

Sin embargo, Zapatero ha evitado hablar sobre cifras concretas, según la presidenta madrileña. "Nos han dicho en todos los tonos que la Comunidad de Madrid va a estar contenta, pero cifras no han querido mencionar, algo que considero lógico porque si el modelo es multilateral tendrán que hablar con el resto de las regiones", explicó.

Así, el próximo paso será el envío a todas las comunidades del "documento con el modelo, a ser posible antes de fin de año o a principios de 2009, y será el Consejo de Política Fiscal y Financiera el que pactará el nuevo modelo". Ese encuentro se producirá en el mes de enero, aunque aún no hay una fecha definitiva, indicaron fuentes de Moncloa.

REUNIÓN CON EL RESTO

Aguirre se mostró especialmente satisfecha con el hecho de haber sido la primera presidenta regional en ser recibida por Zapatero después de su encuentro con sus homólogos andaluz, Manuel Chavez, y catalán, José Montilla. "Me parecía injusto y discriminatorio que Zapatero los recibiera y que la Comunidad de Madrid, que tiene 1,2 millones de ciudadanos que necesitan que se les reconozca, no, pero con esta llamada evidentemente estaban atendiendo esa reivindicación", explicó. Sobre este tema, fuentes de la Moncloa consideraron que "carecen de fundamento las críticas lanzadas en las últimas horas por dirigentes del PP".

Además, indicó que el presidente se reunirá próximamente con todos los presidentes autonómicos de las regiones incluidas en el régimen común, comenzando mañana mismo con el gallego, Emilio Pérez Touriño, y con el extremeño, Guillermo Fernández Vara, y el asturiano, Vicente Álvarez Areces, por la tarde. Fuentes de Moncloa avanzaron que Zapatero culminará esta serie de reuniones ya en enero, ya que el 26 de diciembre se tomará vacaciones por las fiestas y ya no habrá fechas en su agenda para poder encontrarse con otros líderes regionales.

"Creo que es bueno para el conjunto de España que todas las comunidades veamos atendidas nuestras reivindicaciones en la medida de lo posible. Yo creo que el incremento del gasto público no es necesariamente bueno, más bien es malo, pero cuando hay 1,2 millones de personas que no tienen financiación es imprescindible que se nos dé", apostilló, añadiendo que Zapatero también "tendrá unas conversaciones o negociación con el PP, en concreto, con Cristóbal Montoro".

TAMBIÉN ACUERDO EN CERCANÍAS

Aguirre llegó a Moncloa acompañada por el consejero de Economía y Hacienda, Antonio Beteta, muy puntual, rozando las 18.00 hohas, y fue recibida por Zapatero a la entrada del Palacio. Tras bajarse de su coche, subió los escalones que llevan hasta la puerta del edificio, de donde salió el presidente, que le estrechó la mano y, finalmente, tiró levemente de ella para saludarla con dos besos.

Enm total, hora y media de encuentro en el que los tres políticos estuvieron también acompañados por el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña. "Ha sido una reunión cordial, el presidente es muy simpático y yo también, lo hemos pasado muy bien, aunque ahora hace falta que se comprometa con los madrileños", indicó.

Además de los compromisos anteriores, Zapatero también se habría comprometido, según Aguirre, a que la Comunidad pueda tomar parte en las decisiones sobre los Cercanías. "En agosto de 2004 el presidente ya se comprometió conmigo a que la Comunidad participe en las decisiones sobre las inversiones de Cercanías, pero no he logrado tener ni una sola reunión con la ministra (de Fomento, Magdalena Álvarez); esta vez (Zapatero) me ha dicho que puedo tener la certeza de que así será", apostilló.