La biblioteca del IES Vallecas Magerit recibe un premio a las Buenas Prácticas por su lucha en el fomento de la lectura

Actualizado 07/12/2009 14:24:40 CET

MADRID, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

La biblioteca del IES Vallecas Magerit, perteneciente a la Red de Bibliotecas Escolares de la Comunidad de Madrid, ha sido galardonada con el Primer Premio en Educación Secundaria, Formación Profesional, Enseñanzas Artísticas y Escuelas Oficiales de Idiomas otorgado en el Concurso Nacional de Buenas Prácticas para la dinamización e innovación de las bibliotecas de los centros escolares por su iniciativa en el fomento de la lectura.

La biblioteca del IES Vallecas Magerit está integrada en la Red de Bibliotecas Escolares de la Comunidad de Madrid desde 2006, cuando se puso en marcha a través de la Vicepresidencia, Consejería de Cultura y Deporte y Portavocía del Gobierno, en colaboración con la Consejería de Educación.

La red, que nació con 20 bibliotecas y actualmente cuenta con 80, es una iniciativa integrada en el Plan de Fomento de la Lectura del Gobierno regional, que define el modelo de biblioteca escolar que se está implantando en los centros como un centro de recursos de información para la enseñanza y el aprendizaje, incorporada al organigrama y los objetivos de los centros educativos.

La Comunidad informó de que todas ellas están dotadas de los medios materiales y humanos adecuados para facilitar servicios de préstamo, información, formación y actividades culturales, así como de fomento de la lectura. Todo ello con el fin de apoyar el trabajo de estudiantes y docentes, además de potenciar el uso de las fuentes de información, la autonomía y los hábitos de aprendizaje.

Este modelo, asimismo, establece la integración de las bibliotecas escolares en la Red del Sistema de Lectura Pública de la Comunidad de Madrid permitiendo, de este modo, que las bibliotecas escolares estén interconectadas con las Bibliotecas Públicas y con el resto de los servicios de lectura regionales, estableciéndose una colaboración permanente.

En cuanto a los medios materiales, el Plan de Fomento de la Lectura atiende a tres aspectos básicos: espacio, equipamiento y colección. Los espacios se acondicionan y se proveen de mobiliario y señalización, así como de infraestructura y equipos informáticos. Y las colecciones existentes en los centros se analizan y actualizan en todas las materias, géneros y soportes. Una vez adecuadas, se incrementan y completan con las llamadas "colecciones básicas".

Por último, los medios humanos se concretan con la aportación de personal profesional especializado, con dedicación exclusiva a las bibliotecas durante cuatro horas diarias. Con ello se garantiza la adecuada prestación de los servicios, la accesibilidad de los recursos y la coordinación con el equipo docente para formar en el uso de la información.