La Comunidad de Madrid registra el precio del alquiler más alto y continuará subiendo en el próximo semestre

Piso en Madrid
Europa Press - Archivo
Publicado 24/10/2018 18:06:01CET

MADRID, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

El precio medio del alquiler en la Comunidad de Madrid para una vivienda de entre 80 y 90 metros cuadrados se ha situado en 1.220 euros, el importe más elevado a nivel nacional, seguido por el de Baleares, con 1.170 euros, y País Vasco, con 960 euros, según el informe 'Mercado de alquiler residencial en España' realizado por Servihabitat.

El mismo estudio indica que los precios del alquiler en la Comunidad de Madrid continuarán con una tendencia alcista en los próximos seis meses, en un contexto en el que se esperan crecimientos más moderados que los que se han registrado hasta el momento.

En general, las comunidades que conservan una tendencia al mantenimiento de precios son Aragón, Islas Baleares,
Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura,
País Vasco y las dos ciudades autónomas. En el resto de las
comunidades, las previsiones para los próximos meses
continúan siendo alcistas.

Se espera que el incremento medio del precio durante los
siguientes seis meses sea de entre el 1,5 por ciento y el 2 por ciento, sustentado todavía en los mercados de las grandes ciudades y sus áreas
metropolitanas, así como los principales mercados costeros.

Así, según los datos del estudio, el precio medio de las viviendas en alquiler de entre 80 y 90 metros cuadrados en España es de 710 euros.

La rentabilidad bruta media del alquiler en España es del 5,6 por ciento, aunque se supera en comunidades como Murcia (5,9%) y Castilla-La Mancha y Valencia (5,7% en ambas).

La Comunidad de Madrid, País Vasco, Cataluña, Islas Baleares, Islas Canarias y Ceuta presentan precios medios superiores a la media, pero rentabilidades iguales o inferiores a la media nacional.

LA OFERTA EN ALQUILER SUPERA LAS 104.000 UNIDADES

Además, el informe pone de relieve que la oferta de viviendas en alquiler en España ronda las 104.740 unidades, un 7 por ciento más que los datos de hace un año y un 16,4 por ciento superior a los datos de marzo de 2018. Esta cifra representa que hay 2,2 viviendas en oferta por cada 1.00 habitantes o 5,7 por cada 1.000 hogares.

Los puntos en los que más se ha dejado notar este incremento respecto a las cifras estimadas hace un año son Baleares, Cataluña, Madrid e Islas Canarias. Destacan Cataluña, Andalucía y Madrid, con una oferta superior a las 18.000 viviendas.

Según Servihabitat, este cambio de tendencia en el tamaño de la oferta disponible podría explicarse por el ligero aumento en el tiempo medio en el que se alquila una vivienda o la opinión que se tiene sobre el volumen de operaciones durante el próximo trimestre.

En esta línea, el estudio también apunta que en el tiempo medio que se tarda en alquilar una vivienda ha experimentado un ligero aumento, pasando de los 1,67 de marzo de 2018 a los 1,77 de septiembre.

No obstante, según los datos, el cambio de tendencia no se ha visto reflejado ni en Madrid ni en Cataluña, ya que el tiempo medio de alquiler para una vivienda ha continuado descendiendo a menos de un mes y medio. En concreto, el tiempo medio es de 1,41 meses y 1,44 meses, respectivamente.

Por otro lado, el estudio recuerda que ha habido una progresión creciente de la población que reside en alquiler pagando una renta de mercado y ha pasado a representar el 14,3 por ciento frente al 10 por ciento que se registraba en 2004.

Casi la mitad de los hogares entre 16 y 29 años reside actualmente en régimen de alquiler a precio de mercado. Según la Red de agentes colaboradores (APIs) de Servihabitat, el porcentaje de menores de 35 años que viven de alquiler es del 69,5 por ciento.

La plataforma ha puesto de relieve que la marcha del mercado de alquiler en España continúa mostrando "una buena evolución", aunque ha asegurado que, tras varios semestres de continuas expectativas de crecimiento en casi todos ellos, algunos muestran un ligero agotamiento.

Servihabitat considera que el cambio de tendencia que se detecta en el volumen de la oferta tiene su explicación en el hecho de que los propietarios de inmuebles los ponen inmediatamente en el mercado y que la distancia que existe entre el precio al que el arrendador quiere alquilar y el que el futuro inquilino está dispuesto a pagar ha crecido de forma ligera respecto a los semestres anteriores.

En este sentido, explica que el precio de la vivienda en alquiler lleva creciendo de forma ininterrumpida desde hace más de tres años y este aumento de los precios está tensionando más el mercado, de modo que los inquilinos cada vez están menos dispuestos a incrementar el esfuerzo financiero que realizan.

El directo general de negocio inmobiliario de Servihabitat, Juan Carlos Álvarez, ha afirmado que los cambios de mentalidad entre la población más joven, la movilidad geográfica laboral y la mayor dificultad para emanciparse y acceder a una vivienda en propiedad son tres factores que están propiciando el auge de la población a vivir en alquiler.

No obstante, ha recordado que el mercado está tensionado por la oferta y la demanda y se traduce en un aumento de precios progresivos en los últimos años. Por ello, considera que la solución pasa por encontrar fórmulas para aumentar la oferta con el fin de "estabilizar y adecuar un mercado que tiene recorrido en España".