Publicado 03/03/2021 13:51CET

La planta de Loeches estará lista el día 20 y comenzará a recibir los residuos de la comarca el 1 de abril

Archivo - La Mancomunidad del Este insta a la Comunidad a decicidir sobre los residuos del vertedero de Alcalá
Archivo - La Mancomunidad del Este insta a la Comunidad a decicidir sobre los residuos del vertedero de Alcalá - MADRID - Archivo

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

La planta de reciclaje de Loeches estará finalizada totalmente el 20 de marzo, por lo que previsiblemente comenzará a recibir y tratar los residuos de la comarca del Corredor del Henares el 1 de abril, agotando así el plazo lanzado por el Ayuntamiento de Madrid para que la planta de Valdemingómez dejara de recoger las basuras de los municipios de esa comarca.

Así lo ha anunciado este miércoles a Europa Press el alcalde de Alcalá de Henares y presidente de la Mancomunidad del Este, Javier Rodríguez Palacios, quien ha destacado que la planta de Loeches es un proyecto de 100 millones de euros para construir el complejo tecnológicamente más moderno de España de este tipo.

La empresa constructora, FCC, ha envidado a la Mancomunidad el último planing, en el que fija para el día 20 de este mes la finalización de la obra. A partir de esa fecha y durante diez días, revisarán el funcionamiento y comprobarán el buen funcionamiento de la planta para detectar posibles errores. Así, si no hay inconvenientes destacables comenzará a funcionar el 1 de abril, Jueves Santo.

La treintena de municipios que componen la Mancomunidad dejarán de enviar sus residuos a Valdemingómez, como hacían desde finales de 2019, para transportarlos al complejo de Loeches. No obstante, esta planta tardará un tiempo en funcionar al 100% en cuanto a recuperación de los desechos.

Una vez lo consiga será la más moderna de toda España y la que más recupere productos de la basura y mejorar así su vida útil, la eficiencia y la ecología, ha destacado Rodríguez Palacios. "Estos 30 municipios dejarán de ser municipios donde se entierra la basura y se convertirán en punta de lanza de la reutilización de materiales. Toda la comarca quedarán tranquila porque el tratamiento de las basuras se hará pro fin de otra manera", ha explicado.

El alcalde complutense también ha destacado la "solidaridad" de su ciudad para recibir en el antiguo vertedero durante 40 años los residuos de toda la comarca, cuando Alcalá solo aporta el 25 por ciento del total. Ahora, se pondrá en marcha un ambicioso proyecto para rehabilitar la zona de los cerros en los que se ubicaba ese vertedero, cubriéndola de una capa vegetal, aprovechado su mirador natural de la ciudad y poniendo en valor un antiguo polvorín de hace casi un siglo allí ubicado, ha detallado el regidor.