Actualizado 27/09/2009 17:31 CET

Las lluvias provocan el corte en cuatro carreteras y el derrumbe del tejado de una casa en Águilas

MURCIA, 27 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las intensas lluvias caídas esta mañana en la Región de Murcia han obligado a la Guardia Civil a cortar cuatro carreteras en la Región de Murcia, han provocado el derrumbe del tejado de una casa en el municipio de Águilas, y han forzado el traslado en ambulancia de una mujer que se había puesto de parto en un coche atrapado por el agua, según informaron a Europa Press fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias.

En concreto, la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil informó que, a las 13,55 horas, estaban en nivel negro, que significa cortadas, las carreteras RM-D4 de Mazarrón a Morata, del kilómetro 22 al 24, por desbordamiento de una rambla; la RM-E-16 de La Aljorra a Cuesta Blanca entre los puntos kilométricos 0,5 y 1, la RM-F22 de Torre Pacheco a Balsicas, a la altura del kilómetro cuatro, y la RM-F-24 de El Mirador a San Javier del kilómetro 0 al 1,5.

Además, era necesario circular con precaución en la RM-601 de la pedanía de Corvera a Murcia, a la altura del kilómetro 6, y en la N-301, entre los kilómetros 426 y 428, en la zona de El Albujón, que presentaba nivel rojo, que significa circulación difícil, según informaron fuentes de la Delegación del Gobierno en un comunicado.

El Centro de Coordinación de Emergencias explicó que las lluvias han provocado el derrumbamiento del techo de una casa en la calle Floridablanca de Águilas, aunque no produjo ningún daño personal. Asimismo, el Teléfono Único de Emergencias '1-1-2' recibió numerosas llamadas por inundaciones y ha sido necesario efectuar achiques de agua en algunos lugares de Cartagena y el Mar Menor.

Por otra parte, una Unidad Médica de Emergencias (UME) tuvo que trasladar al hospital Virgen de la Arixaca de Murcia a una mujer que iba en coche acompañada de su marido porque se había puesto de parto y no podía continuar, al verse atrapada, a la altura de Mercamurcia, como consecuencia de las lluvias.

La Región de Murcia se encuentra hoy y mañana, lunes, en alerta naranja ante la previsión comunicada por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) de que se produzcan precipitaciones que puedan llegara acumular 100 litros por metro cuadrado en 12 horas, informó la Delegación.

Asimismo, la Aemet ha elevado dicha alerta hasta el nivel rojo en las zona del litoral y del prelitoral, ante la posibilidad de que en las mismas se produzcan precipitaciones de hasta 70 litros en el plazo de una hora. Esta alerta roja estará, en principio, vigente hasta las 10.00 horas de mañana.

En consecuencia, la Delegación del Gobierno ha mantenido la alerta en los organismos y servicios de la Administración del Estado en el ámbito de la Región de Murcia, es decir, a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, Fuerzas Armadas, Confederación Hidrográfica del Segura, Jefatura Provincial de Tráfico, Demarcación de Carreteras del Estado, Mancomunidad de los Canales del Taibilla, Autoridad Portuaria y Capitanía Marítima.

La Delegación informó que ha mantenido en alerta a las empresas de servicios básicos de ámbito supracomunitario como Renfe, Iberdrola, Telefónica y Gas Natural, además de mantener contactos permanentes con los organismos competentes en la materia de la Comunidad Autónoma.

La Delegación informó que las precipitaciones más elevadas en las últimas 24 horas se registraron en la diputación cartagenera de en Perín, con 59,4 litros por metro cuadrado, seguida de los 48,9 en La Murta (Murcia), 46 en la ciudad de Cartagena, 40 en la ciudad de Murcia, 36 en la pedanía murciana de Rincón de Beniscornia y 32'6 en el Paretón de Totana.

Ante estos hechos, el delegado del Gobierno, Rafael González Tovar, recordó las recomendaciones de Protección Civil ante fuerte y lluvias y tormentas, como adoptar medidas de autoprotección y extremar las precauciones, y precisó que "las medidas de prevención y la colaboración ciudadana son esenciales".

De esta forma, recomendó que "si va conduciendo, disminuya la velocidad, extreme las precauciones y no se detenga en zonas donde pueda discurrir gran cantidad de agua, y si tiene que viajar, procure circular preferentemente por carreteras principales y autopistas".

Si comienza a llover de manera torrencial, el delegado instó a pensar que existe riesgo de inundación y recomendó no atravesar con el vehículo ni a pie los tramos inundados y no intentar salvar su automóvil en medio de una inundación.

Ante el riesgo de tormentas, en los núcleos urbanos es conveniente colocarse cerca de los edificios para protegerse de la caída de rayos, y en las viviendas hay que evitar las corrientes de aire. Si la tormenta le sorprende en el campo, "evite correr y permanecer en lugares elevados, como los altos de las colinas, y no se refugie bajo los árboles y aléjese de alambradas". Por último, recordó que se puede actualizar la información meteorológica en la web 'http://www.aemet.es'.