Actualizado 06/07/2009 20:56 CET

Antich defiende que todas las Comunidades Autónomas se reúnan al margen de Zapatero para analizar los problemas comunes

Subraya que esta iniciativa "no iría en contra de nadie" ni le "resta poder" a la Conferencia de Presidentes que convoca Zapatero

PALMA DE MALLORCA, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Govern, Francesc Antich, defendió hoy que todas las Comunidades Autónomas se puedan reunir en una conferencia de presidentes sin la presencia del máximo dirigente del Ejecutivo central, José Luis Rodríguez Zapatero, con el fin de que puedan analizar sus problemas comunes y las "fórmulas que puedan sumar entre todas para dar más servicios a la ciudadanía".

Tras firmar un convenio con el Ayuntamiento de Palma para agilizar los trámites administrativos de los empadronados en la capital balear con el Ejecutivo balear, Antich subrayó que el hecho de que todas las autonomías mantuviesen una reunión al margen de Zapatero, "no iría en contra de nadie", ni le "resta poder" a la Conferencia de Presidentes, convocada por el presidente del Gobierno central.

De este modo, consideró que "nadie debe ponerse nervioso" ante una iniciativa de estas características, debido a que esta reunión de las Comunidades, surgida el pasado 29 de junio durante el IV Encuentro de Comunidades Autónomas en el que participaron Baleares, Cataluña, Andalucía, Aragón y Castilla y León "va en beneficio del Gobierno central y de los ciudadanos".

Antich enmarcó este futuro encuentro en el "avance" en la aplicación del Estado de las Autonomías, durante la cual ha habido una "descentralización muy grande", hasta el punto de que hoy en día las Comunidades están gestionando materias "importantísimas para los ciudadanos, en relación al estado de bienestar".

No obstante, estimó que hay una "asignatura pendiente", que es la relación entre las distintas Comunidades Autónomas y la posibilidad de que éstas firmen convenios entre ellas, ya que, a su juicio, "aveces, parece más fácil o se hace con más rapidez llegar a acuerdos con otras Comunidades y regiones de fuera, como la Euroregión, que alcanzarlos entre las propias autonomías".

Por esta razón, el presidente apuntó que está trabajando con otras Comunidades en la idea de "explorar este camino y poder sumar esfuerzos para dar mejor servicio a la ciudadanía a través de relaciones directas entre las distintas Comunidades".

Así, dijo que no ve "un problema" que en un momento dado, las Comunidades Autónomas se puedan reunir entre ellas, de forma que si se produce este encuentro, Baleares "estará allí sentado, porque es algo positivo que ayuda a ampliar los objetivos del Estado de las Autonomías".

Finalmente, Antich recordó que en Baleares existen los Consells Insulares y, en este sentido, indicó que "no habría ningún problema para que estas instituciones se pudieran sentar entre ellas y hablar de cuestiones sin que en ese momento esté sentado el presidente del Govern".