Actualizado 23/03/2007 21:01 CET

Astarloa pide el cese de Cándido Conde-Pumpido a quien califica de "burlador de la legalidad"

GUADALAJARA, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El secretario Ejecutivo de Libertades Públicas, Seguridad y Justicia del Partido Popular, Ignacio Astarloa, dijo hoy que después de conocer el pronunciamiento de la Audiencia Nacional sobre la actuación de la Fiscalía General del Estado en el caso Otegi "solo nos queda pedirle al presidente Zapatero que cese inmediatamente a Conde-Pumpido".

Según Astarloa, son ya demasiadas las veces que el fiscal general del Estado actúa con criterios "políticos devaluando los criterios jurídicos, para plegarse a las exigencias de los terroristas".

Además, el diputado del PP afirmó que todo lo que está ocurriendo sirve para poner en claro que "ni jueces ni policías han puesto en libertad a terroristas como Otegi sino que todo es obra de Cándido Conde-Pumpido, que es el burlador de la legalidad un burlador de la legalidad no puede seguir siendo fiscal General del Estado ni un minuto más".

El secretario ejecutivo de Seguridad del Partido Popular hizo estas declaraciones en una rueda de prensa minutos antes de intervenir en un Foro-Coloquio, organizado por el PP de Guadalajara para transmitir unos datos sobre seguridad ciudadana que "ponen a la provincia alcarreña en situación de emergencia".

Concretamente Astarloa aseguró que los datos manejados por los 'populares' indican que entre 2005 y el primer semestre de 2006 a inseguridad ciudadana ha aumentado un 29% "uno de los aumentos más graves de los que se han producido en España".

Ignacio Astarloa justificó el aumento de la delincuencia en la supresión de la policía de proximidad "el Gobierno cometió un error mayúsculo" y a las deficiencias en las plantillas de las Fuerzas de Orden Público.

Por otra parte, anunció que la solución al problema de la inseguridad pasaría, según el secretario del Partido Popular, por implicar a las Comunidades Autónomas en la política de seguridad "potenciando su papel coordinador de las policías que operan en el territorio" y también a los ayuntamientos para que las Policías Locales actúen en temas de seguridad. Ambas medidas, según Astarloa, "por la dejación de funciones que se está produciendo desde el Ministerio del Interior".

Por último, Ignacio Astarloa, se mostró partidario de que la Guardia Civil siga siendo un cuerpo militarizado "como lo viene siendo desde hace doscientos años con una eficacia demostrada" y dudó de que los socialistas "desde luego, Rubalcaba, no" estén a favor de dicha desmilitarización.