Ayuntamiento de Valencia aprueba el PAI en el actual Mestalla y la modificación del PGOU para hacer el nuevo estadio

Actualizado 23/02/2007 19:37:21 CET

VALENCIA, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Ayuntamiento de Valencia aprobó hoy, durante la sesión ordinaria correspondiente al mes de febrero, la construcción de viviendas y diferentes dotaciones en la parcela que actualmente ocupa el estadio de Mestalla, tras su demolición, y la modificación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que hará posible la creación de un nuevo estadio de fútbol en el terreno, hasta ahora de propiedad municipal, situado en la Avenida de las Cortes Valencianas. Estas dos propuestas salieron adelante con los votos a favor del equipo municipal de gobierno, del PP, y contaron con el voto en contra de los dos grupos de la oposición, PSPV y EU-Entesa.

Durante la sesión plenaria mostró su apoyo a la construcción de un nuevo campo de fútbol en el entorno de Ademuz la Agrupación de Peñas del Valencia CF, mientras que la Federación de Asociaciones de Vecinos de la ciudad, las entidades vecinales de Campanar y Benicalap, los antiguos propietarios del terreno en que se hará el nuevo estadio y la Plataforma Pro Polideportivo Avenida de las Cortes expresaron su rechazo. Los vecinos pidieron dotaciones públicas y advirtieron de los problemas de tráfico que creará el nuevo campo, mientras que las peñas defendieron para el Valencia "un estadio de elite mundial".

Tras el debate y la aprobación de estos proyectos, la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, manifestó su "felicitación" a "todos los valencianos y valencianistas" porque "está más cerca el nuevo estadio de Mestalla", resaltó mientras se escuchaban algunas protestas.

En concreto, el pleno aprobó el PAI de la Unidad de Ejecución Única de la Modificación del PGOU de Valencia que afecta a Mestalla, así como su adjudicación a la empresa municipal Aumsa. Esta actuación, referida a la parcela que actualmente ocupa el campo del Valencia CF, contempla sobre una superficie de 85.000 metros cuadrados, la construcción, tras la demolición del actual estadio, de 630 viviendas distribuidas en nueve torres de 16 alturas en este espacio, así como la creación de un parque, un centro de salud y un colegio.

El punto del orden del día referido a la parcela de la Avenida Cortes Valencianas, que supone la aprobación provisional de la modificación puntual del PGOU del sector Ademuz presentado por el Valencia CF, contempla la cesión de este terreno, hasta ahora de propiedad municipal y destinado a dotaciones deportivas públicas, al club valencianista, con lo que pasa a uso privado deportivo, para que se levante en él el nuevo Mestalla.

Los grupos de la oposición se mostraron en contra de que en el expediente de la parcela del antiguo campo de fútbol no figurara el estudio referido a la edificabilidad. El concejal de Grandes Proyectos, Alfonso Grau, anunció en el pleno que este documento consta desde el pasado miércoles, día en el que se presentó ante la Conselleria de Territorio y Vivienda, incluido en dicho expediente.

La concejala de EU-Entesa, Victoria González, y el portavoz socialista, Rafael Rubio, lamentaron que el equipo municipal de gobierno no les haya comentado antes de la sesión plenaria la presentación de este informe.

"ASPIRACIÓN ELECTORAL"

Durante el debate, Rubio aseguró que el PSPV está a favor de que la ciudad de Valencia cuente con un "magnífico estadio de fútbol" y con las "mejores instalaciones deportivas" pero precisó que el "problema" es consensuar "dónde" se hace y que esto implique "modificaciones urbanísticas", en alusión a las recalificaciones que se han aprobado para la actual parcela de Mestalla y la de Cortes Valencianas.

Afirmó que los socialistas están "de acuerdo con que se construya el campo" pero "no como se hace en este momento", dijo, al tiempo que se opuso a que "el patrimonio de Valencia --en alusión al suelo de Cortes Valencianas-- se ponga al servicio" de estas operaciones. Consideró que la construcción de un nuevo estadio se ha convertido en "una de las aspiraciones electores de Rita Barberá", algo que "no es bueno" y que el club deportivo "debe saber", sostuvo.

El portavoz del PSPV criticó que "falta algo importante, la permuta" de terrenos que el Ayuntamiento y el Valencia CF deberán acordar por la cesión del solar de Ademuz y advirtió de que la compensación de espacio se ha de hacer con el presente PGOU y no en el futuro.

Indicó que su grupo, como también defendió EU-Entesa, está de acuerdo con la recalificación del antiguo Mestalla, pero destacó que ésta debe adecuarse a la Ley Urbanística Valenciana (LUV) y a su reglamento porque se trata de una recalificación con cambio de uso. Señaló que con esto, la edificabilidad que se otorgue al club ha de un metro de suelo equivalente a un metro de techo.

Apuntó que los técnicos de Aumsa, responsables de ejecutar el PAI de Mestalla, no han firmado las alegaciones, y estimó que este proyecto "nace cojo". Asimismo, manifestó que el hecho de que se haya aceptado la alegación de Iberdrola que alerta de la necesidad de contar con una subestación para dar servicio a los nuevos edificios del antiguo campo implica que el PP diga "dónde la piensa construir".

Por su parte, la edil de EU-Entesa, como también hizo Rubio, criticó la falta de aparcamiento y los problemas de tráfico del nuevo campo en Cortes Valencianas. González pidió su construcción fuera del caso urbano y que se hagan las dotaciones públicas previstas en el terreno de Ademuz, y censuró que el equipo de gobierno "pretenda que la construcción de Mestalla en Cortes Valencianas sea de interés general" cuando, según dijo, no es así. Censuró también que el colegio y el parque que se harán en el actual campo no serán suficientes.

Alfonso Grau, por su lado, aseguró que con la operación de Mestalla el patrimonio de los valencianos "no se ha mermado ni un solo metro cuadrado" e indicó que la permuta se hará con "arreglo a la ley", "tras la modificación del PGOU, cuando la parcela esté desprotegida". Resaltó que el nuevo estadio contará con más de 3.000 plazas de aparcamiento directo y que se levantará en una zona "bien comunicada y conectada", así como que sí responde al interés general.

El también portavoz popular aseveró que en la parcela del antiguo Mestalla "no se modifica la edificabilidad, ni sus parámetros ni un metro". Respecto a una nueva subestación eléctrica en el entorno de la Avenida de Aragón, sostuvo que el gobierno municipal "puede evitar" que no se haga como con la de Patraix, proyectada en el PGOU socialista en el emplazamiento en el que se encuentra.