Actualizado 16/12/2008 16:20 CET

Barberá dice que la representación de Castro al frente de la FEMP es contraria al "respeto democrático"

VALENCIA, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, aseguró hoy que la representación de Pedro Castro al frente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) es contraria "al respeto democrático y al espíritu de la Presidencia" de la entidad, "que nos ha dirigido a todos los que hemos ocupado ese cargo de representación", y aseguró, ante su decisión de no dimitir, que el PP no asistirá a ningún acto "en la FEMP o de la mano de la FEMP al lado de una persona que ha insultado a nuestra militancia y nuestros votantes".

Así lo indicó en los pasillos de las Corts Valencianes, a preguntas de los medios, ante la decisión de Castro de no dimitir porque se sentía respaldado dentro de la institución. El alcalde de Getafe y presidente de la FEMP afirmó hoy que la Ejecutiva aceptó sus disculpas por las "desafortunadas" palabras en las que llamó 'tontos de los cojones' a los votantes de la derecha y mostró su "compromiso" para seguir presidiendo la entidad y trabajando por los intereses de los municipios, sin excepción.

Barberá señaló que desconoce lo ocurrido en la Ejecutiva de la federación, el desarrollo del debate y las declaraciones realizadas por Castro pero subrayó que, en cualquier caso, "comparte en plenitud" los criterios de los miembros del PP en este órgano. "El presidente de la FEMP es un alcalde, sea el de ahora o anteriores, que siempre ha tenido que distinguirse por buscar el acuerdo y el consenso", dijo la alcaldesa, que también desempeñó este cargo con anterioridad, y añadió que "siempre se ha buscado desde la FEMP unirse en torno a lo que teníamos en común los alcaldes y obviar un poco lo que nos separaba".

"Una persona que él mismo, como he visto en televisión, insulta a la mitad de los votantes de este país y de su municipio desde ese lugar que está representando, en este momento es contrario "al respeto democrático y al espíritu de la Presidencia" de la institución por lo que subrayó que la petición de su partido es "bien clara", sostuvo.

"Cuando se insulta a nuestros votantes y militantes, a nadie le puede extrañar que nosotros los defendamos y hagamos una defensa de quienes han confiado en nosotros, que son más de 10 millones de personas por lo tanto", manifestó la primera edil, y añadió que por este motivo piden la "dimisión clarísima a Pedro Castro como presidente de la FEMP, porque es incompatible su condición con el desarrollo de ese cargo".

"Tiene que dimitir y lo que piensa el PP es no asistir a ningún acto en la FEMP o de la mano de la FEMP que esté presidido por Castro", dijo Barberá, aunque precisó que no pretende "dejar la actividad" de entidad aunque tampoco asistirán "al lado de una persona que ha insultado a nuestra militancia y nuestros votantes".