9 de abril de 2020
 
Publicado 27/02/2020 13:37:18 +01:00CET

Casado urge a Sánchez a comparecer en el Congreso para explicar qué negocia con Torra: "Oculta a dónde quiere llegar"

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado comparece en el Congreso un día después de la reunión de la mesa de diálogo en el Palacio de la Moncloa.
El presidente del Partido Popular, Pablo Casado comparece en el Congreso un día después de la reunión de la mesa de diálogo en el Palacio de la Moncloa. - Óscar Cañas - Europa Press

Dice que están ante un "fraude político", un "embuste legal" y "desfalco a la soberanía" que el PP "no va a tolerar"

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El líder del PP, Pablo Casado, ha reclamado este jueves la comparecencia urgente del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, para que explique a los españoles qué está negociando con los independentistas y si está dispuesto a aceptar sus exigencias a cambio de su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado (PGE). A su entender, están ante un "fraude político", un "embuste legal" y "desfalco a la soberanía" que el Partido Popular "no va a tolerar".

"Sabemos lo que exigen los separatistas, pero el Gobierno nos oculta a dónde quiere llegar", ha afirmado Casado en una comparecencia sin preguntas en el Congreso centrada en denunciar la mesa de diálogo que este miércoles se celebró en el Palacio de la Moncloa entre delegaciones del Gobierno de España y el Govern catalán.

Casado ha acusado a Sánchez de romper de forma "irresponsable" el "consenso constitucional" al conceder estatus negociador a quien le platea la autodeterminación de una parte del Estado y la ruptura de la integridad territorial. Ha subrayado que el Gobierno "nunca" debería tolerar una agenda con esos planteamientos, "aunque solo fuera para rechazarlos", algo que "no hizo" de acuerdo con la versión de Quim Torra.

Por todo ello, ha exigido la comparecencia urgente de Sánchez ante el Pleno del Congreso para rendir cuentas de "lo que está negociando en esa mesa extraparlamentaria", rechazar "tajantemente cualquier cesión" y "levantarse de esa mesa de despiece" de la soberanía nacional y la igualdad de los españoles. "Seremos la verdadera salvaguarda de la seguridad jurídica en vigor", ha garantizado.

SUS PROMESAS EN CAMPAÑA, "UN ENGAÑO MASIVO"

Casado ha recordado que el 1 de octubre de 2017 los principales dirigentes de la Generalitat y otros líderes independentistas "perpetraron graves actos delictivos, alzándose en abierta sedición contra el Estado", siendo después juzgados con todas las garantías y condenados a penas de prisión.

Eso sí, ha recordado que hubo "prófugos" de la Justicia como el expresidente Carles Puigdemont y que el propio Sánchez se comprometió en campaña a hacerle comparecer ante la Justicia si era elegido presidente. Según ha añadido, también prometió entonces incluir en el Código Penal el delito para prohibir la convocatoria ilegal de un referéndum y combatir el adoctrinamiento educativo y la propaganda independentista en los medios públicos". "Todo era un engaño masivo para ganar las elecciones y poder gobernar con quienes fingía atacar en toda la campaña electoral", ha proclamado.

En este punto, ha señalado que la reunión de la mesa de diálogo supone consumar la "más grave autoenmienda que se recuerde de ningún dirigente político", dado que, a su juicio, "se sentó en una mesa de claudicación, a espaldas de los controles de este Parlamento, a hurtadillas de los contrapesos del Estado de Derecho y cara a cara con el lugarteniente de Puigdemont".

TORRA, "AGASAJADO" MIENTRAS PEDÍA "AUTODETERMINACIÓN"

"Un Joaquim Torra condenado a penas de inhabilitación por un delito de desobediencia, que fue agasajado en La Moncloa, mientras exigía autodeterminación y amnistía, e insultaba a la democracia española luciendo un lazo amarillo en la sede de la Presidencia del Gobierno al que desafió abiertamente", ha enfatizado. Y para "más escarnio", ha proseguido, asistió a esa mesa de diálogo un imputado por el "intento de golpe de Estado del 1 de octubre", en alusión al republicano José María Jové.

Casado considera que fue una reunión más propia de "la firma de un armisticio entre dos jefes de Estado de países beligerantes", en la que Sánchez además asume "todas las imposiciones antidemocráticas del independentismo que prometía combatir", incluyendo el "lenguaje cómplice" que habla de delegaciones catalana y española, convierte en "conflicto político" lo que es un "desafío secesionista" y "sustituye toda referencia a la Constitución y las leyes por una seguridad jurídica ya amenazada de ser modificada".

El líder del PP ha recalcado que el Gobierno se está arrogando competencias "que no tiene" al sentarse en una mesa en la que unos dirigentes secesionistas "pretenden imponer su criterio excluyente sobre el todo". "Nadie le ha votado para esto, nadie, pues se comprometió en campaña a hacer todo lo contrario", ha aseverado.

"NUNCA UNOS PRESUPUESTOS COSTARON TANTO"

Es más, Casado ha asegurado que están ante "un fraude político, un embuste legal y un desfalco de soberanía que no se puede tolerar". Ha dicho que el Gobierno "oculta" a dónde quiere llegar y ha añadido que "seguramente" lo que busca es "mantenerse en el poder aprobando unos presupuestos con los votos de los que quieren romper España". "Y ofreciéndoles a cambio la apertura de un periodo constituyente por la puerta de atrás, al margen de cualquier previsión constitucional",, ha apostillado.

Según Casado, por el momento ya ha conseguido que el Gobierno "cortocircuite" la institución de la Fiscalía General del Estado y que "decrete una reforma del Código Penal para consumar la impunidad de los presos golpistas". "Nunca unos presupuestos costaron tanto a una democracia. Nunca llegó a tanto la debilidad de un Gobierno arrodillado ante el chantaje y la arbitrariedad", ha manifestado.

Tras asegurar que el PP ofreció a Sánchez negociar pactos de Estado, entre ellos los PGE, si rompía con los independentistas, ha destacado que su formación siempre está a favor del diálogo pero "dentro del perímetro del Estado de Derecho".

PROMETE REVOCARÁ "LAS PREBENDAS" AL INDEPENDENTISMO

Por todo ello, el presidente del PP ha insistido en que Sánchez debe ofrecer explicaciones a los españoles en el Parlamento si lo que pretende es "aceptar cualquier exigencia independentista" al margen de la ley a cambio de lograr apoyo a sus presupuestos para "sobrevivir en el poder".

Y ha advertido de nuevo que el PP no aceptará hechos consumados que "se extralimiten de las leyes" y utilizará "todos los recursos democráticos a su alcance para que el interés general prevalezca, ningún catalán se sienta discriminado en su tierra, y cualquier prebenda al independentismo sea revocada" en cuanto su partido gane de nuevo las elecciones.

"Cada día del mes que se reúna esta mesa, exigiremos transparencia, exigiremos rendición de cuentas, exigiremos saber hasta el último detalle de lo que se ha hablado a la sombra de los focos democráticos del Parlamento", ha avanzado.

477072.1.260.149.20200227133718
Vídeo de la noticia