Madrazo lamenta que "ilegalizadores e ilegalizados están enfrentados" en San Sebastián tras compartir "mesa en Loyola"

Actualizado 09/02/2008 15:10:58 CET

Dice que ambos "se equivocaron entonces, al actuar en solitario y sin convicción, y se equivocan ahora, al tensar la cuerda hasta romperla"

VITORIA, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

El coordinador general de EB, Javier Madrazo, afirmó hoy que "ilegalizadores e ilegalizados están enfrentados" hoy en San Sebastián debido a la visita del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y a la concentración convocada por la izquierda abertzale en esta ciudad, al tiempo que aseguró que preferiría que, al igual que en el llamado proceso de paz, ambos permanecieran sentados "en la misma mesa en Loyola".

En un acto político celebrado en Labastida (Álava), Madrazo afirmó que los actuales son "tiempos difíciles", ya que "la agenda política está marcada por la violencia, la intransigencia, la intolerancia y el fanatismo".

El líder de EB recordó el atentado perpetrado ayer contra los juzgados de Bergara (Guipúzcoa), ante el que "la izquierda abertzale, una vez más, ha optado por mirar hacia otro lado, dando la espalda a su propia base social, que le exige respeto a los derechos humanos y un compromiso real con la paz y el diálogo".

También se refirió a la suspensión de actividades de ANV y PCTV, de quienes afirmó que "no podrán presentarse a las elecciones del próximo mes de marzo por decisión del juez Garzón". Ante esta situación, lamentó que, en lugar de avanzar, "vamos hacia atrás", puesto que "en 2006, ETA decretaba un alto el fuego permanente y ese mismo año el PSOE en Loyola hablaba del derecho a decidir y la creación de un órgano de cooperación con Navarra", mientras que en 2007 "se sentaba con ETA, incluso después del atentado de Barajas".

"Hoy la violencia golpea de nuevo, donde puede y cuando puede; tenemos a Batasuna, PCTV y ANV presas de la estrategia de ETA, con sus dirigentes encarcelados y sus siglas ilegalizadas", denunció, para añadir a continuación que "al mismo tiempo, Zapatero, junto al Partido Popular, hace bandera de la Ley de partidos, consciente de que vulnera derechos fundamentales".

En referencia a la visita del presidente del Ejecutivo a San Sebastián y a la concentración de la izquierda abertzale en esa ciudad, aunque sin citar ambos actos de forma expresa, subrayó que "hoy, en Donostia, ilegalizados e ilegalizadores están enfrente y están enfrentados". Ante esta situación, aseguró que "les preferíamos sentados en la misma mesa en Loyola".

Sobre los contactos mantenidos durante la tregua de la banda terrorista, el dirigente de EB explicó que "creíamos que trabajaban por la paz", aunque "hoy sabemos que Batasuna actuaba como correa de transmisión de ETA y que el PSOE sólo buscaba una foto, excluyendo del diálogo al Gobierno vasco, a las formaciones políticas, a los agentes sociales y a la propia ciudadanía, que debe ser protagonista activa de un proceso como éste".

"EXTREMA DERECHA"

Madrazo advirtió que tanto unos como otros "se equivocaron entonces, al actuar en solitario y sin la convicción necesaria, y se equivocan ahora al tensar la cuerda hasta romperla". Por ese motivo, explicó que, "con la misma contundencia" que se reclama a Batasuna que defienda los derechos humanos, a Rodríguez Zapatero hay que avisarle de que "que las ilegalizaciones van siempre unidas a la extrema derecha".

El líder de EB indicó que, aunque las ideas de PCTV y ANV podrán gustarnos más o menos, e incluso no gustarnos nada", ambos "tienen derecho" a presentarse a las elecciones. "Ni el gobierno de Zapatero ni los tribunales de justicia tienen derecho a ilegalizar a nadie, y menos aún a ilegalizar ideas y proyectos por razones electoralistas y partidistas, que son, en definitiva, las mismas por las que el gobierno zapatero y el PSOE se sentaron en Loyola con Batasuna y en distintos países europeos".

"JUSTICIA COMPRADA"

Respecto a la condena de su compañera de partido Kontxi Bilbao por negarse a suspender el grupo parlamentario de SA tras la ilegalización de Batasuna en la pasada legislatura, denunció que se la ha condenado "por cumplir con su obligación, por actuar desde la verdad, la honestidad y el respeto al parlamento vasco".

Madrazo censuró que "mientras un sector mayoritario de la Justicia cumple con los principios de independencia, imparcialidad y objetividad, otro, minoritario, pero que tiene mucha fuerza, se pone al servicio de intereses políticos, y dicta sentencias contrarias a la ley y al derecho". "A esto se le llama, cuando menos, prevaricación, presunta, eso sí, pero prevaricación".

El consejero denunció que su compañera de partido "es una víctima más de una Justicia comprada por la extrema derecha, ante la que el PSOE se calla, sin importarle que se quiebre la división de poderes".