Publicado 24/02/2022 14:08

Unidas Podemos quiere llevar al TC la retirada del Congreso de la reforma del Estatuto murciano

El presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras.
El presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras. - DIMA - Europa Press

El PSOE no puso pegas en la Mesa a que la iniciativa decayera porque así lo acordó la Asamblea regional con mayoría de PP y tránsfugas de Cs

MADRID, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El grupo parlamentario de Unidas Podemos en el Congreso está recabando firmas de diputados para poder presentar un recurso ante el Tribunal Constitucional contra la retirada de la reforma del Estatuto de Murcia que se venía tramitando en la Cámara. El pasado mes de diciembre, en una decisión a la que el PSOE no puso pegas, la Mesa del Congreso hizo decaer la citada reforma a petición de la Asamblea de Murcia, que aprobó frenar el nuevo Estatuto con mayoría del PP y tránsfugas de Cs.

Ya entonces, los socios del PSOE sugirieron que fuera el Gobierno quien recurriera la retirada ante el Alto Tribunal, pero finalmente
va a ser el grupo confederal quien intente hacerlo. Para ello necesita como mínimo la firma de 50 diputados y Unidas Podemos sólo cuenta con 35 por lo que está buscando los 15 apoyos que le faltan entre otros grupos parlamentarios.

La reforma estatutaria salió de Murcia en 2019 con un respaldo de tres quintos de la asamblea regional, pero al año siguiente el mapa político murciano cambió con la fallida moción de censura que el presidente regional, Fernando López Miras, salvó con apoyos de exdiputados de Ciudadanos y de Vox.

Cuando los grupos parlamentarios del Congreso presentaron el pasado otoño sus enmiendas, que podían tener mayoría para salir adelante en Madrid, el PP de Murcia, con los diputados tránsfugas de Cs, promovió una reforma del reglamento de la Asamblea regional para poder retirar el proyecto y así evitar posibles cambios.

LA MESA NO ENTRÓ EN EL FONDO

El pasado mes de diciembre la Mesa del Congreso asumió la decisión de la Asamblea de Murcia, sin entrar en consideraciones de fondo que no le corresponden, dio por retirada la reforma estatutaria. Pero la decisión no fue unánime porque los representantes de Unidas Podemos se opusieron.

Esto provocó un choque entre los dos partidos que integran el Gobierno de coalición porque el secretario tercero de la Mesa, el diputado murciano de Unidas Podemos Javier Sánchez Serna, acusó a los socialistas de "hacer pinza" con el PP. El portavoz del Grupo Socialista, Héctor Gómez, lo negó incidiendo en que la Mesa no podía más que "acatar" la petición de la asamblea regional. "Hacer lo contrario sería no respetar las reglas", adujo.

Pero en Unidas Podemos insistieron en que la reforma del Reglamento de la Asamblea de Murcia se hizo con carácter retroactivo para parar una iniciativa ya en curso, lo que a su juicio es "una chapuza" que podría ser recurrible. "Lo que se ha hecho en Murcia es ilegal y el trámite debía haber continuado", afirmó Sánchez Serna.

Por eso inicialmente anunciaron que intentarían que fuera el Gobierno el que elevara un recurso de inconstitucionalidad para revocar la retirada pero finalmente han optado por promoverlo desde el Congreso.

Cs TAMBIÉN QUERÍA IR AL TC

También en su momento Ciudadanos se mostró a favor de la intervención del Tribunal Constitucional y valoró la posibilidad de presentar un recurso de amparo contra la retirada, que su portavoz adjunto en el Congreso, Edmundo Bal, tacha de "tropelía".

Bal recordó que la reforma se aprobó con mayoría de tres quintos en la Asamblea de Murcia y en cambio su retirada sólo contó con mayoría absoluta, por lo que veía margen para recurrirla y ahora podrían sumar sus firmas a las de Unidas Podemos.