Publicado 17/02/2021 14:28CET

Detectados 21 tumores infantiles el pasado año en Navarra, una cifra similar a años precedentes

Detectados 21 tumores infantiles el pasado año en Navarra, una cifra similar a años precedentes
Detectados 21 tumores infantiles el pasado año en Navarra, una cifra similar a años precedentes - GOBIERNO DE NAVARRA

PAMPLONA, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El número de casos de tumores detectados en niños y niñas en Navarra a lo largo del pasado año ascendió a 21, una cifra sin variación significativa con respecto a años precedentes, ya que en 2019 se detectaron 23 casos de este grupo de patologías, según datos de la Unidad de Oncohematología Pediátrica del Complejo Hospitalario de Navarra.

La consejera de Salud del Gobierno de Navarra, Santos Induráin, ha reconocido este miércoles la labor desarrollada por la Asociación de Ayuda a Niños con Cáncer en Navarra, Adano, en apoyo de los pacientes aquejadas de alguno de estos tumores, en un acto con motivo de la reciente celebración del Día Internacional del Cáncer Infantil.

En un año marcado por el Covid-19, la frecuencia en la tipología de los tumores detectados se ha mostrado también similar a años previos, con una mayor incidencia de las leucemias, seguidas por los tumores del sistema nervioso central y los linfomas, además de otros tumores menos habituales para una población relativamente baja como la navarra.

La supervivencia de este tipo de patologías se sitúa entre el 75 y el 80 por ciento de los casos, según ha informado el Gobierno navarro a través de una nota.

Según la Unidad de Oncohematología Pediátrica, la pandemia no ha influido en la atención a los niños y niñas diagnosticados de algún tipo de tumor, a quienes se ha seguido atendiendo de manera presencial y sin acarrear ningún tipo de retraso en los ciclos de tratamiento.

Tampoco se han producido demoras en la atención a otro tipo de patologías hematológicas como las anemias ferropénicas, la anemia de células falciformes, rasgos falciformes, rasgos talasémicos, trombopenias y otras, si bien en estos casos ha habido una mayor utilización de la atención no presencial, ya que su seguimiento puede hacerse en cierto grado mediante la valoración de resultados analíticos, sin que sea imprescindible la visita médica en todas las situaciones, han señalado desde el Gobierno navarro.

Por otro lado, se ha mantenido la relación con hospitales de referencia de otras comunidades a los que se derivan pacientes para tratamientos que no se realizan en la Comunidad foral. De este modo, en 2020 se derivaron dos pacientes para trasplante alogénico de progenitores hematopoyéticos, un paciente para tratamiento con CAR-T cells, dos para intervenciones complejas y uno para protonterapia.

REPERCUSIONES DEL COVID

Según han indicado desde el Ejecutivo, la pandemia sí ha tenido repercusión en las actuaciones preventivas ante el ingreso o la realización de determinados procesos que requieren sedación en niños (medulogramas, punción lumbar, resonancia magnética o TAC), ya que se requiere la realización previa de una PCR para descartar la presencia del virus, prueba que se realiza 48 horas antes en el Hospital de Día de la Unidad.

Inicialmente, en el caso de los ingresos, la PCR se realiza tanto al niño como al familiar acompañante, si bien en los últimos meses se ha venido realizando solo al menor.

Producto también de la especial situación derivada de la pandemia ha sido la necesidad de realizar de modo telefónico la atención psicológica y de trabajo social, hasta que se pudo retomar la atención presencial a partir del pasado otoño.

DÍA INTERNACIONAL DEL CÁNCER INFANTIL

En el acto celebrado esta mañana en el colegio Amor de Dios de Burlada, la consejera Santos Induráin ha mostrado su solidaridad con todos los niños y niñas que han sufrido un diagnóstico de cáncer y con sus familias.

Además de la consejera, han participado la alcaldesa de Burlada, Ana Mª Góngora, el teniente alcalde de Burlada, Ander Carrascón, la presidenta de Adano, Mercedes Almiñana, y la directora del centro, Rosa Martos.

La consejera ha subrayado "la importante labor de las asociaciones de pacientes y, en concreto, la que Adano viene realizando desde su fundación en 1989 en apoyo de los niños y niñas con cáncer".

En este sentido, ha manifestado su deseo de que las circunstancias permitan retomar en el plazo más breve posible la labor de voluntariado que la asociación realiza en la hospitalización oncológica pediátrica. Asimismo, Induráin ha querido resaltar la cada vez mayor tasa de curación y supervivencia que se alcanza en el tratamiento de los cánceres infantiles.

En el acto han participado niños y niñas de dos cursos del colegio Amor de Dios y se ha leído un manifiesto bajo el lema 'Una mejor supervivencia es posible', recalcando la demanda de una atención cualificada y multidisciplinar y un diagnóstico temprano para los menores con cáncer.