Actualizado 11/12/2007 21:13 CET

Crónica ETA (2).- ((Sustituye a la anterior por actualización con nuevos datos de la investigación))

Prisión incondicional para el último etarra detenido, Gorka Lupiáñez

- Cuando fue arrestado llevaba encima una de las 350 armas que ETA robó en Francia en plena tregua

MADRID, 11 Dic. (OTR/PRESS) -

El juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno decretó hoy prisión incondicional, incomunicada y sin fianza para el último presunto miembro de ETA detenido, Gorka Lupiáñez, arrestado el pasado viernes en Berriz (Vizcaya). En el momento de la detención, Lupiáñez llevaba encima un revolver procedente del robo de 350 armas que ETA perpetró en un almacén de Vauvert (sureste de Francia) en octubre de 2006, ocho meses antes de la ruptura formal del alto el fuego. En su mochila se halló también un portátil, documentos de identidad falsos con su foto y casi 2.000 euros en efectivo.

Durante su comparecencia ante el titular del Juzgado Central de Instrucción número 2 de la Audiencia Nacional, en la que estuvo acompañado por un abogado de oficio, Lupiáñez se negó a declarar por lo que solo estuvo ante el magistrado unos pocos minutos. El juez Moreno declaró el secreto de sumario en la causa y ordenó el ingreso en prisión del presunto etarra, tal y como pedía la Fiscalía que le imputa la comisión de los delitos de pertenencia a organización terrorista, tenencia ilícita de armas y falsificación de documento oficial.

Lupiáñez fue arrestado a última hora de la tarde del pasado viernes cuando iba caminando por la carretera con una mochila al hombro. En ella, los agentes de la Guardia Civil encontraron un revolver perteneciente al lote de 350 armas que ETA robó en Francia el 25 de octubre del año pasado. Además, el presunto etarra también llevaba consigo un ordenador portátil, varios documentos de identidad falsos con la foto del arrestado y casi 2.000 euros en metálico.

Las investigaciones de la Guardia Civil apuntan a que Lupiáñez, miembro 'liberado' de ETA -es decir, a sueldo de la banda terrorista- podría haber cruzado la frontera desde Francia hace un par de meses. Además señalan que podría formar parte de una novedosa estructura dentro del aparato militar, denominada 'Elosa', que está encargada de suministrar infraestructura y logística a los comandos que se asientan en el interior de España.

Una labor que ya habría comenzado y que consistía en crear una infraestructura que pudiese aprovechar en el futuro uno o más comandos. Esa infraestructura estaría dotada de 'zulos' donde esconder armas y explosivos, establecer 'buzones' (puntos de entrega del material) y buscar 'legales' que realicen labores de apoyo. La pasada madrugada, agentes de la Guardia Civil registraron un caserío en la localidad vizcaína de Mendata vinculado a Lupiáñez después de que ayer ya registraran un piso en la localidad vizcaína de Abadiño también vinculado al detenido.

ABSUELTO TRES VECES

El detenido iba a ser juzgado el próximo mes de enero en la Audiencia Nacional por su implicación en actos de kale borroka, un tribunal que, a sus 27 años, ya le ha absuelto en tres ocasiones. La primera en en junio de 2004, cuando se enfrentaba a 13 años de cárcel por los delitos de colaboración con banda armada y depósito de explosivos, pero no quedó suficientemente probada su vinculación con una serie de explosivos encontrados en una lonja de Elorrio (Vizcaya).

La segunda data del 27 de mayo de 2005, cuando fue absuelto después de que la Fiscalía de la Audiencia Nacional le retirara la acusación de daños terroristas y estragos contra la vida por el lanzamiento de 45 cócteles molotov, el 1 de enero de 2000, contra el cuartel de la Guardia Civil de Galdakao (Vizcaya).

En junio de 2005, el presunto terrorista fue absuelto por tercera vez por la Audiencia Nacional cuando se le juzgaba también por ataque de 'kale borroka' perpetrado en Durango (Vizcaya) en octubre de 2000. El tribunal justificó su absolución por considerar ilícita la prueba de ADN que se le practicó a un escupitajo del acusado, ya que fue recogido del suelo por un ertzaina sin autorización judicial. Priueba que es válida para el Tribunal Supremo desde enero de 2006.