Crónica Euskadi.-Atutxa, Knorr y Bilbao, absueltos de sus cargos por no disolver Sozialista Abertzaleak

Actualizado 05/01/2007 20:00:14 CET

- El TSJPV sostiene que sí querían suspender al grupo heredero de Batasuna, pero no pudieron hacerlo

BILBAO, 5 Ene. (OTR/PRESS) -

El ex presidente del Parlamento vasco Juan María Atutxa, y los que fueran miembros de la mesa de la Cámara, Gorka Knörr y Kontxi Bilbao, fueron hoy absueltos del delito de desobediencia a la autoridad judicial. El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) decidió no condenarles por no disolver el grupo parlamentario de Sozialista Abertzaleak, tal como ordenó el Tribunal Supremo. El tribunal entiende que sí querían suspender al grupo heredero de Batasuna, pero que no pudieron hacerlo. La sentencia absolutoria fue respaldada por dos magistrados del tribunal, Juan Carlos Iturri y Javier Murgoitio y contó con el voto particular del presidente, Pablo Sesma.

En su sentencia, el TSJPV entra a resolver sobre el fondo del asunto, tal como se lo ordenó el Tribunal Supremo el pasado mes de noviembre, tras anular la resolución en la que el propio TSJPV absolvió, en noviembre de 2005, a los encausados al considerar que les amparaba la inviolabilidad parlamentaria.

Asegura que "no hubo confabulación" entre los miembros de la Junta de Portavoces y los de la Mesa de la Cámara para no cumplir la orden del Tribunal Supremo, tal como defendía la acusación ejercida por Manos Limpias, que ya ha anunciado que recurrirá la sentencia. Para realizar esta afirmación, los dos magistrados se basan en la decisión de la Sala Civil y Penal del TSJPV de sobreseer la causa para los portavoces parlamentarios Joseba Egibar (PNV), Rafa Larreina (EA) y Antton Morcillo (SA) -que habían sido imputados a instancias de la Fiscalía-.

La Sala determinó, en su día, que no había "connivencia" entre éstos y los representantes de la Mesa para evitar la disolución de Sozialista Abertzaleak. La Junta de Portavoces impidió que se reformaran los estatutos de la Cámara para facilitar la suspensión de SA, tal como propuso la Mesa del Parlamento. Para el TSJPV, tampoco ha existido ninguna "pantomima" en la actuación de los procesados y entiende que sí ha habido por parte de Atutxa, Knörr y Bilbao una voluntad de cumplir la orden del Supremo y, para ello, recurrieron a los mecanismos jurídicos necesarios para materializarlas, aunque sin éxito, ya que se vieron impedidos por la decisión de la Junta de Portavoces.

VOTO PARTICULAR

Una opinión que no comparte el presidente del TSJPV que en un voto particular se muestra partidario de condenar a los tres procesados dada su "conducta reiterada" de desobediencia al Supremo. Afirma que los imputados debieron "limitarse a cumplir lo acordado por el Tribunal Supremo" sin entrar en más consideraciones, y destaca que "es difícil imaginarse más claridad, reiteración y contundencia en las órdenes emanadas del Supremo".

Uno de los directamente implicados Kontxi Bilbao, se felicitó por la sentencia y aseguró que esta resolución "pone sobre la mesa una clara separación de poderes ante quienes han querido escenificar una lucha entre el poder judicial y el poder político". Una lectura idéntica a la que hizo el portavoz del PNV, Iñigo Urkullu, que aprovechó la ocasión para el TSJPV archive "sin más dilación" el proceso penal abierto contra el lehendakari Juan José Ibarretxe por su reunión con Batasuna.