Actualizado 05/02/2007 19:48:25 +00:00 CET

Crónica Suceso (2).- Detenido en Pontevedra tras el descubrimiento del cadáver de su esposa cosido a puñaladas

- El agresor no tiene antecedentes por violencia aunque algunoS vecinos aseguran que tenía problemas con el alcohol

PONTEVEDRA, 5 Feb. (OTR/PRESS) -

Una mujer de 50 años de edad, vecina del término municipal de Meaño (Pontevedra), se ha convertido en la sexta víctima de la violencia de género en 2007, después de fallecer esta mañana a consecuencia de las graves heridas sufridas por arma blanca, supuestamente a manos de su marido, detenido como principal sospechoso de este crimen. El agresor no tiene antecedentes y a la policía local no le constan episodios anteriores de violencia. Sin embargo, los vecinos aseguran que el hombre tenía problemas con el alcohol.

El detenido es un hombre de 48 años de edad, Benito P. P., que es natural de Vilanova de Arousa (Pontevedra), donde trabaja como mariscador, y lugar en el que la noticia ha causado gran consternación al tratarse de una persona muy conocida, aunque reconocieron que conocían sus problemas con la bebida. "Le notabas que tenía un problema con el alcohol, pero te trataba bien, no te maltrataba y tenía buena educación, pero no me imaginaba una cosa así, no sé lo que le pudo pasar a él por a cabeza para hacer esto", decía una vecina de Vilanova en declaraciones a Radio Nacional recogidas por OTR/Press.

El matrimonio residía en una pequeña casa ubicada en la parroquia de Nantes, limítrofe entre los municipios pontevedreses de Sanxenxo y Meaño y en la cual esta mañana fue detenido el marido de la víctima. La Guardia Civil confirmó que sobre las 23.30 horas de ayer recibió una llamada de aviso alertando de una agresión con arma blanca, y una vez en el lugar de los hechos, los agentes localizaron a la mujer tendida en la cama tapándose una herida en el costado izquierdo.

La víctima fue trasladada con vida al Hospital Montecelo de Pontevedra, donde ingresó en la UCI. Debido a la gravedad de las heridas la mujer fallecía horas después. Tras la detención, el supuesto agresor fue trasladado a dependencias de la Guardia Civil de Sanxenxo, a la espera de pasar esta tarde a disposición del juzgado de instrucción número 2 de Cambados (Pontevedra), que instruye el caso. CONSTERNACIÓN Y SORPRESA

La Policía Local de Meaño explicó que este matrimonio era conocido en la zona, pero nunca había protagonizado ningún tipo de problema "ni hubo episodios anteriores de violencia o de problemas con la pareja". En este sentido, aseguraron que el detenido es conocido en la Cofradía de Vilanova, en la que trabaja y a la cual está adscrito, por lo que su detención consternación y sorpresa entre los vecinos de la zona.

Por su parte, la patrona mayor en funciones de la cofradía vilanovesa, Evangelina Lago, declaró estar "muy sorprendida, afectada y asustada por lo que ha sucedido, porque es una persona conocida, querida y apreciada que no tenía problemas con nadie", aseveró. Al respecto, Lago indicó que el único problema conocido de este hombre "era el alcohol" porque "es una persona que bebía, con problemas conocidos con la bebida pero que ni era violento ni que hacía daño a nadie", relató.