Actualizado 30/10/2014 13:32 CET

PS4 'firmware' 2.0, iOS 8 y por qué no actualizar a la primera

MADRID, 29 Oct. (Portaltic) -

   Sony lanzó ayer mismo la actualización 2.0 del 'firmware' de su consola de nueva generación PlayStation 4 (PS4) y los usuarios están empezando a reportar los primeros fallos. Es un caso que recuerda bastante al caótico lanzamiento de iOS 8, que obligó a Apple a lanzar varias actualizaciones de la versión 8.0 que arreglaban algunas cosas y empeoraban otras. Quizá ser el primero en descargar o tener actualizaciones automáticas no sea las mejores de las ideas.

    En ambos casos, los problemas se han empezado a denunciar al poco  del lanzamiento. En el caso de PS4, el nuevo 'firmware' ocasiona, entre otros, problemas de conexión a PlayStation Network (PSN) y que la consola no cargue después de haber entrado en modo suspensión; por otro lado, los fallos de iOS 8 iban desde fallos en la conexión a redes WiFi hasta la descarga de la batería en cuestión de horas.

   Estos dos casos concretos no hacen más que poner de relieve que muchas veces es mejor no actualizar a las nuevas versiones en cuanto los fabricantes las ponen a disposición de los usuarios. Como se ha podido ver en los dos casos que ahora analizaremos, las primeras versiones generan fallos que no estaban previstas por los fabricantes y, sobre todo si no se tienen demasiados conocimientos técnicos en la materia, hacen que los usuarios pierdan la paciencia con los dispositivos.

   Por ello, es recomendable desactivar las actualizaciones automáticas y esperar a que las versiones se consideren estables y que no generen más fallos de los que estaban destinadas a solucionar.

PLAYSTATION 4 2.0 

   Un gran número de usuarios están empezando a denunciar problemas con la consola de Sony después de actualizar el 'firmware' a la versión 2.0. El más comentado por los jugadores es que, después de que la consola entre en modo reposo, no vuelve a cargar.

   También ha habido problemas, que incluso el propio fabricante ha recocido, como los problemas de conexión a PSN, algo que, por otro lado, suele ser común, actualizaciones de 'software' aparte.

   Otras de las quejas de los usuarios tiene que ver con la reproducción de los sonidos, que bien no los reproduce o los reproduce desincronizados con respecto a la imagen.

   De todas formas, no todos los usuarios que han instalado la actualización están teniendo fallos a la hora de utilizar la consola y Sony ya ha comentado que sus técnicos "están trabajando para solucionarlos".

iOS 8

   Lo que debería haber sido el lanzamiento del año en lo que a 'software' se refiere resultó ser un gran quebradero para la compañía de Cupertino. El sistema operativo que acompañaría a los nuevos iPhone 6 y 6 Plus de fábrica, no dejaba de dar fallos en la versión 8.0 y ésto obligó a Apple a lanzar una nueva actualización, la 8.0.1, una semana más tarde.

   La nueva versión duró poco en disposición de los usuarios ya que pronto se dieron cuenta de que no sólo no solucionaba los problemas de 8.0 sino que los incrementaba con fallos añadidos en Touch ID y en la conexión a la Red.

   Como respuesta, Apple tuvo que pedir a sus usuarios que hicieran un 'downgrade' en el sistema operativo y volvieran a iOS 8 mientras trabajaban en 8.0.2, que no llegaba a solucionar todos los problemas.

   Fue el pasado 21 de octubre cuando la compañía que lidera Tim Cook lanzó la versión 8.1 y, por el momento, no está generando los errores de las anteriores.

   Desde entonces, iOS 8 ya está instalado en el 52 por ciento de los dispositivos compatibles con el sistema operativo, es decir, uno de cada dos usuarios utilizan el nuevo sistema operativo. 

Para leer más