Publicado 01/03/2021 17:54CET

El Comité de Bioética prevé publicar antes de verano un informe sobre objeción de conciencia a la ley de eutanasia

Archivo - Mano de un enfermo en la UCI.
Archivo - Mano de un enfermo en la UCI. - Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Comité de Bioética --órgano consultivo adscrito al Ministerio de Sanidad--, prevé publicar antes de verano de 2021 un informe sobre objeción de conciencia a la ley de eutanasia en el que tratarán de definir quién puede objetar y si pueden hacerlo solo personas físicas o también jurídicas, como un hospital o una entidad religiosa.

"Vamos a plantear varias cuestiones, la objeción de conciencia es un tema controvertido y la ley no lo regula de manera clara. Vamos a plantear cuáles son los límites de la objeción, si es solo de personas físicas o también jurídicas, si un hospital o una entidad religiosa pueden objetar", ha explicado a Europa Press el presidente del Comité de Bioética y profesor propio agregado de Derecho constitucional de la Facultad de Derecho (ICADE) de la Universidad Pontificia Comillas, Federico de Montalvo Jääskeläinen.

Según ha precisado, los miembros del Comité comenzarán a trabajar en este informe previsiblemente el próximo mes de abril y esperan tenerlo terminado antes de verano, en torno al mes de junio.

En cuanto al contenido del informe, Federico de Montalvo ha explicado que, además de definir quién puede objetar a practicar la eutanasia, también abordarán en el documento el tema del "registro de objetores", en concreto, la posibilidad de que este sea "en positivo, no en negativo", es decir, que sean los profesionales sanitarios que estén de acuerdo en practicarla los que se apunten en una lista.

Este informe no lo realizan a petición del Gobierno sino a iniciativa del propio Comité de Bioética. Además de este, también prevén tener publicado a finales de año otro informe sobre aspectos legales de la telemedicina, la cual se ha incrementado a raíz de la pandemia de la Covid-19.

Según ha precisado De Montalvo, estos informes "no son vinculantes", ni los que publican a petición del Ejecutivo ni los que elaboran por propia iniciativa, y lo que ofrecen son unos "criterios éticos" para que puedan ser tenidos en cuenta por el Gobierno si así lo considera oportuno.

Este sería el segundo informe que elabora el Comité de Bioética sobre eutanasia, pues ya presentó uno el pasado mes de octubre de 2020, en el que rechazó por unanimidad considerar la eutanasia como un "derecho subjetivo".

También sería el segundo informe sobre objeción de conciencia. El anterior se realizó en 2011 cuando era presidenta del Comité de Bioética Victoria Camps. En aquel documento, el Comité reconoció la conveniencia de proceder a una regulación del ejercicio de la objeción en el ámbito sanitario, a fin de "garantizar los derechos de usuarios y pacientes del sistema público" y dar "seguridad jurídica a objetores y centros sanitarios".

Federico de Montalvo ha indicado que también tendrán en cuenta aquel informe para la redacción del nuevo documento aunque atendiendo a la ley actual.

La elaboración de este informe se enmarca en la reciente aprobación por el Pleno del Congreso de la Ley Orgánica para la regulación de la Eutanasia, que continúa su tramitación parlamentaria en el Senado.