'Family Ski' y la 'Wii Balance Board' ofrcen la experiencia más parecida a bajar una montaña.

Actualizado 06/07/2008 18:57:50 CET

MADRID, 6 Jul. (OTR/PRESS) -

Sin embargo, en 'Family Ski' se echan de menos más modos de juego y competiciones que alarguen su vida, para quien no tenga posiblidad de disfrutarlo en compañía. De esta forma, el control del juego se perfila como su gran baza, especialmente si se cuenta con la 'Wii Balance Board', el periférico en forma de tabla-báscula que lanzó Nintendo junto a su gimnasio virtual 'Wii fit'.

El control de los esquiadores de 'Family Ski' es uno de los más completos que se han visto en el género y todo con intuitivos movimientos con el mando de Wii, que hay que girar a los lados para que el esquiador realice giros por la pista. También es posible subir la montaña haciendo pasos de escalera, bajar en cuña, hacer el "paso del patinador" o realizar giros en paralelo.

Todos estos realistas movimientos alcanzan su cénit con la mencionada tabla inalámbrica de Nintendo, que se vende por separado. De disponer de ella, el jugador simplemente tendrá que subirse e inclinar su cuerpo, empleando los mandos de Wii como si de bastones se tratara. Más real e inmersivo, imposible.

Con 'Family Ski' los jugadores encontrarán en Wii montañas de diversión, además de nieve todo el año. Desarrollado por Namco Bandai Games Inc. y distribuido por Nintendo, este título exclusivo de Wii ya está disponible a un precio recomendado de 49,95 euros.

Ficod 2008