Un perito detecta llamadas telefónicas entre 'narcos' y policías que no se trascribieron

Actualizado 07/06/2012 21:49:16 CET

Manos Limpias vuelve a pedir la imputación del comisario Jose Luis Trapero

BARCELONA, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

Un informe pericial encargado por el sindicato Manos Limpias ha sacado a la luz conversaciones telefónicas entre narcotraficantes y policías que la unidad encargada de las escuchas no había grabado o trascrito, pese a la petición el titular del Juzgado de Instrucción 1 de Barcelona, Joaquín Aguirre, que investiga el 'caso Macedonia', en el que están implicados miembros de diferentes cuerpos policiales.

Las llamadas fueron "modificadas y manipuladas con la clara intención de que no fueran identificadas personas en unos casos, y con la de desviar la atención de las investigaciones de otras determinadas personas en otros casos", ha indicado el sindicato en el escrito que acompaña al informe pericial que ha remitido al juez.

Una cantidad importante de llamadas telefónicas que no han sido ni trascritas ni señaladas son entre uno de los imputados por tráfico de estupefacientes, David D., con un supuesto proveedor de droga con el nombre o alias de 'Tarek'.

Además, siempre según el escrito de Manos Limpias, algunas de las llamadas entre ellos están transcritas pero sustituyendo la identidad de 'Tarek' por la de algún otro imputado.

"Es más que indiciario de que se está protegiendo y ocultando, por parte de la Unitat Adscrita de los Mossos d'Esquadra, a una persona que se dedica al tráfico de drogas, por lo que esa unidad se convierte en colaboradora de esa persona en su ilícito negocio de tráfico de estupefacientes", añade el escrito.

Todas estas personas que aparecen en las conversaciones, según el sindicato, tienen indicios claros de pertenecer al "entorno delictivo" relacionado con el presunto tráfico de drogas que encabezaba Manuel Gutiérrez Carbajo.

Por eso, Manos Limpias ha vuelto a pedir la imputación del comisario subjefe de la Comisaría Central, Jose Luis Trapero, y del subinspector jefe de la Unidad Central Anticorrupción, Antoni Salleras, con quienes Carbajo mantuvo entre el 19 de agosto de 2009 y el 15 de julio de 2010, casi 400 conversaciones (224 con Trapero y 144 con Salleras, entre llamadas entrantes y salientes), junto a doce agentes de Mossos más.

Además, el sindicato ha pedido la imputación de otros dos agentes de los Mossos integrantes de la Unidad Central de Informática Forense, pues cree que podrían haber roto uno de los DVD's.

CAUSA CONTRA QUÍLEZ

La presentación del informe ha tenido lugar el mismo día en que la Audiencia de Barcelona ha archivado provisionalmente la causa contra el director del área de análisis de la Oficina Antifraude de Catalunya (OAC), Carlos Quílez, imputado por soborno y revelación de secretos a un presunto narcotraficante y confidente policial imputado.

La Audiencia ha estimado parcialmente el recurso de apelación presentado por Quílez contra su imputación, dentro de esta trama de presunta corrupción policial por favorecer a 'narcos', porque cree que se sustentaba solamente en "meras sospechas" y no en diligencias e indicios claros.