Ceuta reclama una ley que permita devolver a los 'menas' "con agilidad" a sus familias, "donde mejor pueden estar"

Publicado 03/02/2018 15:39:04CET

CEUTA, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los gobiernos de Ceuta y Melilla "comparten" su "preocupación" por la "gravísima problemática" que, a juicio del presidente del primero, Juan Vivas (PP), padecen las dos ciudades autónomas con la presencia de cientos de menores extranjeros no acompañados (MENA) para los que ha reclamado que España se dote de una legislación que permita "responder con más agilidad" al objetivo de devolver a esos jóvenes "con sus familias y amistades, que es donde mejor pueden estar".

En declaraciones a los medios, Vivas ha dejado claro que ni Ceuta ni Melilla van a renunciar a "cumplir con sus competencias" en materia de Menores, transferidas por el Estado hace ya casi 20 años, y ha reconocido que "el derecho de los menores a una atención adecuada debe ser prioritario e irrenunciable".

A partir de ahí, el presidente del Ejecutivo autonómico ha señalado que la presión migratoria de MENA de origen marroquí, la inmensa mayoría de los tutelados por ambas ciudades, "es consecuencia de que somos frontera terrestre de la Unión Europea en África, por lo que es necesaria una mayor implicación de la Administración General del Estado y de las instituciones comunitarias".

"El problema lo sufrimos Ceuta y Melilla pero no es de Ceuta y Melilla, es de toda España y de toda la Unión Europea y como tal hay que abordarlo", ha reivindicado Vivas, que entiende que "donde mejor pueden estar esos menores es en su entorno, con su familia y sus amistades, y necesitamos una normativa que dé respuestas con agilidad para conseguirlo".

Por su parte, el secretario federal de Relaciones Institucionales del PSOE, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, ha asegurado este sábado en Ceuta que los socialistas están "preocupados" por "la atención que se da a los MENA", por "la sensación de inseguridad que generan" y por "la falta de cumplimiento del acuerdo que España y Marruecos firmaron para dar solución a este tema".

"Hemos analizado ese convenio y ni siquiera se han producido las reuniones bilaterales que debían celebrarse cada seis meses, pero tampoco se cumplen los plazos para la búsqueda de familiares o de estancia máxima en los centros, algo fundamental junto a la coordinación del Gobierno de España con las Consejerías de Asuntos Sociales de Ceuta y Melilla, que ni siquiera siendo del mismo partido son capaces de establecer un mínimo nexo de comunicación sobre un tema tan sensible", ha criticado el político sevillano.