HRW denuncia los abusos del Ejército iraquí contra quienes huyen de Mosul

 

HRW denuncia los abusos del Ejército iraquí contra quienes huyen de Mosul

Contador
Publicado 30/06/2017 20:33:18CET

MADRID, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

Human Rights Watch (HRW) ha denunciado este viernes que han aumentado las acusaciones a las Fuerzas Armadas iraquíes por maltratar y matar a hombres y niños que huyen de Mosul durante la última fase de la batalla contra Estado Islámico, y ha instado al Gobierno a investigar los presuntos crímenes.

"Mientras las fuerzas iraquíes están a punto de retomar la ciudad de Mosul, las acusaciones de ejecuciones ilegales y palizas aumentan la preocupación de muchos civiles que han estado viviendo bajo el control de Estado Islámico", ha explicado la subdirectora de HRW en Oriente Próximo, Lama Fakih. "Las fuerzas iraquíes prometen la liberación, pero deben averiguar lo que está ocurriendo ahora y acabar con cualquier tipo de abuso", ha añadido Fakih.

Cuatro testigos han explicado que han visto a las fuerzas iraquíes golpear a hombres y niños desarmados que huían de los enfrentamientos en Mosul contra Estado Islámico durante los últimos siete días. "He oído que han ocurrido incontables abusos y ejecuciones durante estos enfrentamientos", ha explicado uno de los testigos a HRW.

Además, un artículo publicado por un medio de comunicación sueco el 28 de junio, escrito por un periodista que estaba en el frente, ha denunciado que un agente de la Policía Federal alardeó de decapitar al menos a 50 hombres y golpear a otros tantos. El oficial habría respaldado sus declaraciones con fotos y videos.

Durante la operación por recuperar Mosul, HRW ha aportado pruebas de que el Ejército iraquí ha detenido y encerrado a miles de hombres y niños en condiciones inhumanas, y en muchos casos les han torturado y ejecutado por tener apariencia de pertenecer a Estado Islámico.

En mayo de 2016, las fuerzas iraquíes recuperaron la ciudad de Faluya, pero durante la operación cometieron innumerables abusos, ejecuciones, torturas y desparecieron más de 600 hombres cuyos cuerpos aún no han aparecido.

HRW ha instado a las autoridades judiciales a investigar todos los presuntos crímenes y a procesar a los culpables. Además, ha recordado que las ejecuciones extrajudiciales y las torturas producidas durante conflictos armados son considerados crímenes de guerra.

"Los avisos de ejecuciones ilegales y palizas por parte de los soldados iraquíes deberían ser suficiente para aumentar la preocupación entre los mayores cargos en Baghdad y entre los miembros de la coalición internacional que combate a Estado Islámico", ha explicado Fakih. "Los oficiales iraquíes deberían traducir esta preocupación en responsabilidades por crímenes de guerra", ha añadido.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies