Alertan de conciertos "incompatibles" en La Hoya de Almería con el "bienestar" de 400 gacelas y arruís amenazadas

Archivo - Finca Experimental La Hoya de la EEZA-CSIC vista desde el tercer recinto de La Alcazaba de Almería.
Archivo - Finca Experimental La Hoya de la EEZA-CSIC vista desde el tercer recinto de La Alcazaba de Almería. - EUROPA PRESS - Archivo
Publicado: lunes, 17 junio 2024 17:46

ALMERÍA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Estación Experimental de Zonas Áridas (EEZA-CSIC) ha alertado este lunes de la "incompatibilidad" entre los conciertos programados por el Ayuntamiento de Almería en el parque de La Hoya con el "bienestar" de las 400 gacelas y arruís "en plena época reproductora" que se ubican en la finca experimental ubicada en los mismos terrenos y que constituye el conocido como parque de rescate de fauna sahariana.

La entidad, que recuerda que es la "propietaria" de los terrenos que fueron cedidos parcialmente el Ayuntamiento bajo determinados usos, ha pedido al Consistorio que traslade los espectáculos a otro emplazamiento para preservar la conservación de los animales en una época reproductora clave para ellos.

La EEZA, que ya advirtió en 2020 sobre los presuntos efectos nocivos de este tipo de espectáculos ante otro ciclo similar que se canceló, ha lamentado que el Área de Cultura haya seleccionado el nuevo parque Jardines del Mediterráneo para el ciclo nocturno de conciertos de Alamar, del 20 al 22 de junio, como para el Festival de Flamenco y Danza, del 17 al 20 de julio, a los que se une otro espectáculo previsto para el próximo miércoles.

Así, han incidido en que este tipo actuaciones musicales afectará a la finca experimental, que se encuentra separada "tan solo por la muralla de Jairán" y que está declarada como una instalación singular del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en Almería.

"No es casualidad que tanto el parque de La Hoya como la finca experimental lleven la misma denominación dado que el terreno sobre el que se instalan pertenece al paraje de La Hoya y son ambos propiedad del CSIC: desde 1950, en el caso de la finca experimental y desde 1955 en el caso del actual parque".

La entidad incide en el que los terrenos sobre los que se han diseñado los espectáculos son propiedad del CSIC aunque "fueron cedidos al Ayuntamiento de Almería en 2007 por un determinado periodo de tiempo". En este sentido, ambas instituciones reconocieron el pasado mes de febrero que negociaban, con la Junta de Andalucía, nuevos emplazamientos para la finca experimental.

Para el órgano del CSIC, la celebración de espectáculos está fuera del convenio de cesión al considerar que, en base a los fines de cesión, solo se prevé "la creación de un parque público urbano con paseos, jardines o pérgolas".

"En esta finca se lleva a cabo un programa de conservación de ungulados norteafricanos en peligro de extinción, auspiciado por la Asociación Europea de Zoos y Acuarios (EAZA). Así, en sus instalaciones se cuentan unos 400 animales salvajes de tres especies de gacelas y del arruí sahariano, que son el mayor reservorio de estas especies para su conservación y posterior reintroducción en sus países de origen en el norte de África", han recordado.

MÁS DE 50 CRÍAS

La estación experimental sostiene así que "por su proximidad y tipo de actividad", los conciertos que ha programado el Ayuntamiento de Almería son "incompatibles" con la preservación de la seguridad y el bienestar de los animales del programa de conservación, "máxime en este periodo de reproducción en el que, junto a los animales adultos se encuentran más de 50 crías" de entre dos semanas y dos meses de vida.

Esta "incompatibilidad" de actividades, con "conciertos multitudinarios, nocturnos" y "durante varias noches consecutivas" no es nueva, según han recordado.

En el verano de 2020 se produjo una situación "parecida" en la que la entidad científica presentó al Ayuntamiento un estudio científico-técnico en el que se muestran "no solo el impacto del ruido en los animales" sino los "requerimientos administrativos y legales que se han de cumplir previo a la organización de cualquier evento en el que la contaminación acústica pueda tener un impacto en personas y animales".

"Sorprende que no habiendo cambiado las circunstancias, el Ayuntamiento vuelva a programar unos conciertos que sabe van a ser reprobados por la EEZA-CSIC; esta sorpresa es mayor, si cabe, por cuanto tanto la alcaldesa como el concejal de Sostenibilidad Ambiental y Energética tuvieron ocasión de conocer, de primera mano, la Finca Experimental y el programa de conservación que allí se ejecuta", han añadido tras la visita que ambos cursaron en enero por invitación de la directora de EEZA, Teresa Abáigar.

Desde la EEZA se ha solicitado, de nuevo, el traslado de estos conciertos a otros emplazamientos de la ciudad. "Afortunadamente, Almería dispone de gran una variedad de espacios donde llevar a cabo estos conciertos", han concluido.

Contador

Leer más acerca de: