Actualizado 16/06/2021 12:16 CET

De la Torre insiste en esperar a la evolución de la pandemia para tomar cualquier decisión sobre la Feria de Málaga

Archivo - FERIA DE MÁLAGA 2019.
Archivo - FERIA DE MÁLAGA 2019. - Álex Zea - Europa Press - Archivo

MÁLAGA, 16 Jun. (EUROPA PRESS) -

"Seguiremos esperando". Así ha respondido el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, sobre la decisión para la celebración de la Feria de la capital, en agosto, debido a la evolución de la pandemia del coronavirus, su retraso a septiembre o, incluso, la no celebración.

De la Torre, tras ser cuestionado por los periodistas, ha insistido en que se seguirá esperando "hasta que los números evolucionen de tal manera que tengamos más seguridad de que podamos hacerla". "Todavía, por tanto, no hemos tomado la decisión ni en las fechas habituales de agosto ni en las fechas especiales de septiembre".

Cuestionado, en concreto, sobre si hay posibilidad de posponer la celebración, De la Torre ha señalado que "estamos pendientes; mientras no tengamos la decisión tomada no tiene sentido que comente porque no está tomada".

"Mientras no tengamos unos números que vayan más claramente bajando en cuanto a incidencias y tengamos una seguridad de que no va a haber un efecto negativo de la celebración de la Feria no podemos y no debemos tomar la decisión", ha sostenido.

De igual modo, ha dicho que el hecho de que se baraje la posible fecha de septiembre "no quiere decir que esté tomada la decisión de hacerla ni en agosto ni en septiembre. No está tomada".

Sobre la posibilidad de hacerla en septiembre ha dicho que se baraja dado que al tener más tiempo pueden los números evolucionar mejor. "Todo depende de que tengamos los mejores números posibles, eso depende del proceso de vacunación y de que nuestro protocolo de cumplimiento del COVID sea de tal forma que los contagios vayan bajando", ha agregado.

Ha advertido en este punto de que la incidencia acumulada en la ciudad en dos semanas por cada 100.000 habitantes es de unos 150 y la provincia casi 160, lo que "son unos números muy altos comparado con lo que, por ejemplo, Reino Unido plantea para el semáforo verde, que nos importa mucho. No digo que nos importe más el semáforo verde que la Feria, pero va unido una cosa con otra".

"Esforcémonos todos en bajar esos números y entonces ambas cosas podrán venir con normalidad", ha insistido el regidor de Málaga, que en relación con el modelo, que se divide en el centro y en el Cortijo de Torres, y si podría prescindir de alguno de esos espacios al considerarse menos seguros, ha dicho que "no es el momento de tomar una decisión sobre ese tema, es el momento de esperar y de animar a que hagamos el esfuerzo máximo de bajar la incidencia acumulada".

No obstante, ha reiterado que "todo se puede barajar" pero ha dejado claro que "no tiene sentido plantearnos ninguna hipótesis sobre el particular hasta que no veamos que los números, tanto para agosto como para septiembre, van en una tendencia de bajada". "Hasta ahora hemos evolucionado creciendo, poquito pero creciendo, y estoy deseando que baje".

La decisión se podrá tomar, ha dicho, según sea agosto o septiembre, más o menos entorno al mes de julio, "no podemos retrasarla mucho --la decisión-- porque no habría tiempo de organizar las cosas bien. Estamos a mitad de junio y queda tiempo por delante".

Por último, ha dicho que la fecha de celebración debe ser consensuada con todos pero "cuanto tengamos datos que nos permitan sostener una hipótesis A o B; hay varias, feria en agosto, septiembre o no feria, las tres están abiertas".