29 de marzo de 2020
 
Publicado 24/03/2020 12:39:06CET

UGT-A pide al Gobierno soluciones para los que viven de alquiler y apoya la medida de condonarlo

Cartel de se alquila vivienda
Cartel de se alquila vivienda - UGT

SEVILLA, 24 Mar. (EUROPA PRESS) -

El sindicato UGT en Andalucía ha pedido este martes al Gobierno soluciones para los que viven de alquiler y ha aplaudido la medida de CaixaBank de condonar a partir de abril las rentas a los inquilinos de viviendas propiedad de su filial inmobiliaria BuildingCenter, si se han visto afectadas por un ERE a consecuencia de la crisis del coronavirus o si ven reducidos sus ingresos como autónomos.

En un comunicado, UGT-A expone que hasta ahora se ha aprobado una moratoria en el caso de pago de hipotecas de vivienda habitual, pero reclama tener en cuenta que el 17,9% de la población española vive en régimen de alquiler, según datos de enero del Instituto Nacional de Estadística (INE), y que además en Andalucía este porcentaje es de hasta un 18%.

Por este motivo, reivindica que de forma urgente se ponga en marcha la moratoria en el pago de las rentas de alquiler, que facilitará a todas las personas afectadas por esta situación de emergencia "que puedan tener asegurada su vivienda".

En este sentido, aplaude la medida de Caixabank para las personas que se hayan quedado sin trabajo, se vean afectadas por ERE, o que como autónomos hayan cesado su actividad o haya sido disminuida en más de un 40%; así como la de la Agencia Negociadora del Alquiler, que ha decidido reducir la renta de alquiler un 50% durante los próximos tres meses (de abril a junio) y un plazo hasta final de año de seis meses para que las personas propietarias puedan recuperar esa reducción.

Para UGT, otro dato desafortunado que hace que esta medida sea de urgencia es el número de desahucios de alquiler, que asegura que ha ido en los últimos años en aumento, propiciando los llamados "desahucios silenciosos". Para sostenerlo, aporta datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) de que este tipo de desahucios son dos terceras partes del total ejecutados por los juzgados españoles en 2019, con un total de 36.467 y siendo Andalucía "una de las principales afectadas".

"Tampoco se nos puede olvidar el otro lado de la moneda, es decir, los pequeños propietarios que ven como los ingresos del alquiler son uno de los pocos sustentos o su única fuente de ingreso tras perder su trabajo", aclara el sindicato, que subraya que "diferente situación" se produce con los fondos de inversión que gestionan edificios completos y que "pueden contribuir a paliar las situaciones de emergencia que se produce en una parte de la población".

Por tanto, profundiza que el problema se da en los pequeños propietarios, que se pueden ver afectados porque la cantidad que perciben del alquiler es la única manera de poder subsistir y "es en este aspecto donde hay que incidir y trabajar en medidas, instrumentos y acciones" que permitan que las personas que no puedan pagar el alquiler no se vean sin hogar y, por otro lado, que los pequeños propietarios tampoco se vean afectados por esta grave situación causada por el coronavirus.

Como posibles soluciones, UGT propone la posibilidad de eximir el pago bajo algunas condiciones, como por ejemplo el prorrateo del importe dejado de pagar durante un tiempo o durante el tiempo de vigencia que le quede al contrato; que la ayuda que supone el abono de un alquiler no suponga que el propietario pierda rentas; o que las ayudas y prestaciones por desempleo que ha activado el Gobierno se tengan en cuenta como ingresos percibidos por parte del inquilino, pero siempre que dicho alquiler no le suponga más del 30% de los ingresos de la familia.

En definitiva, "debemos ofrecerle solución a todos los sectores de la población", por lo que UGT Andalucía reivindica que se lleven a cabo de forma urgente todas aquellas medidas que puedan ayudar a los que viven de alquiler y se ven gravemente afectados por la crisis del coronavirus y a los propietarios que subsisten con el alquiler de sus bienes para que no se vean gravemente perjudicados con una posible moratoria en el pago de los alquileres.

Contador