Actualizado 02/07/2015 13:13 CET

Almería, Cádiz, Jerez, Granada, Málaga y Sevilla se manifiestan este viernes contra "la riqueza que empobrece"

MADRID/SEVILLA, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

Cerca de 40 ciudades de todo el país acogerán estos días actos y movilizaciones con motivo de la Semana de Acción Global de Lucha contra la Pobreza que promueven la Alianza Española contra la Pobreza y Cumbre Social, una iniciativa internacional que en España culmina este viernes con manifestaciones contra "la riqueza que empobrece", la más visible de las cuales tendrá lugar en Madrid, mientras que en Andalucía se celebrarán en Almería, Cádiz, Jerez, Granada, Málaga y Sevilla.

En Andalucía, dichas manifestaciones tendrán lugar en Almería (Mirador de la Rambla a las 19,30 horas); en Cádiz (soportales del Ayuntamiento a las 11,00 horas); en Jerez (Plaza del Arenal a las 19,00 horas); en Granada (Plaza del Ayuntamiento a las 18,00 horas); en Málaga (Plaza de la Marina a las 18,00 horas); en Sevilla (Puerta Jerez-Delegación de Hacienda a las 18,00 horas).

Así lo anunciaron este miércoles en rueda de prensa la presidenta de la Coordinadora de ONG para el Desarrollo (Congde), Mercedes Ruiz-Giménez y el coordinador de la Plataforma 2015 y Más, Pablo Martínez Oses --ambos miembros de la Alianza--; y la presidenta del Consejo General del Trabajo Social, Ana Lima, --integrada en Cumbre Social--, quienes han incidido en que a la sociedad española no le faltan motivos para salir a la calle.

Según explicó la representante de la Congde, mientras "el mundo crea riqueza para unos pocos, la mayoría se está empobreciendo" y cuando 1.000 millones de personas pasan hambre y desnutrición y 1.400 millones viven en la pobreza, países como España recortan en cooperación al desarrollo y se preocupan más de ocupar un asiento en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que de liderar la erradicación de la desigualdad.

"Ante problemas globales debemos dar soluciones globales", ha insistido Ruiz-Giménez, para quien es imprescindible "hablar de Derechos Humanos y no de caridad", lo que significa impulsar políticas que "tengan como eje principal la lucha contra la pobreza y la desigualdad" tanto en Europa, donde 120 millones de personas están en la pobreza, como a nivel internacional.

Eso supone, conforme dijo, adoptar medidas como paralizar el tratado de Libre Comercio entre EEUU y la UE porque tendrá "graves consecuencias sobre los derechos de las personas" o cambiar el modelo de consumo y producción "de manera urgente" para frenar el deterioro del planeta y los efectos del mismo sobre millones de personas.

Lima añadió la perspectiva nacional, dibujando un panorama de recortes presupuestarios en política social en general y servicios sociales en particular, mientras la pobreza alcanza al 27% de la población y a un tercio de sus menores de 16 años de edad. "La pobreza hay que eliminarla desde la prevención y la protección social. El Estado tiene la obligación de proteger a la ciudadanía", sentenció.

Tanto la Alianza contra la Pobreza como Cumbre Social inciden en que la desigualdad no es una consecuencia inevitable y recuerdan que "hay alternativas" como las que vienen planteando los movimientos ciudadanos y las distintas mareas constituidas en torno a la protección de los servicios públicos básicos. Una de ellas está en la hacienda pública y en los 90.000 millones que se le escapan anualmente por fraude fiscal.

A su juicio, España ostenta "el vergonzoso segundo" en Europa en materia de desigualdad, por lo que es "imperativo poner freno a las políticas locales, estatales y globales que polarizan la sociedad y violan los derechos de las personas".

En este sentido, consideran que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2015 "no hacen sino incidir en el aumento de la pobreza, en la consolidación de la desigualdad y siguen vulnerando los derechos humanos, sociales, culturales y económicos de la ciudadanía".

Frente a esta situación, abogan por crear una "fiscalidad justa y equitativa, con un sistema tributario y un gasto público que redistribuyan la riqueza y combatan las desigualdades"; por que los Estados cumplan el "compromiso" de lograr el 0,7% de la Renta Nacional Bruta (RNB); por implantar un impuesto sobre transacciones financiera y erradicar los paraísos fiscales, así como "combatir" el tratado trasatlántico de inversiones entre Estados Unidos y la Unión Europea.

LA DECLARACIÓN DE MADRID

De todos estos temas se hablará esta tarde en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, que acogerá un encuentro internacional promovido por las organizaciones de la Alianza del que emanará la propuesta de conformar un Panel Internacional para la Erradicación de la Pobreza y la Desigualdad en Naciones Unidas, similar al existente sobre el Cambio Climático.

Pablo Martínez Oses apuntó que se trata de una iniciativa en la que lleva años trabajando la Plataforma 2015 y Más y para la que se ha pedido el apoyo del Gobierno. Su respuesta, no obstante, ha sido "tímida, indecisa y con excesivas cautelas" porque, según señaló, está "más interesado" en conseguir el asiento en el Consejo de Seguridad que en promover este tipo de acciones colectivas.

No obstante, la Alianza ha pedido a distintos grupos parlamentarios que promuevan proposiciones no de ley en el Parlamento para instar al Gobierno a promover la creación de este panel, al entender que es "imprescindible para que pueda tener peso a futuro, su carácter intergubernamental".

En el contexto de este evento panel se presentará además la Declaración de Madrid, que busca reunir apoyos a nivel internacional para elaborar los modelos y escenarios de desarrollo sostenible para la erradicación de la pobreza y la reducción de la desigualdad.

Para leer más