PSOE pide a Zoido "no perder también" el próximo curso y conocer programación del Parque Infantil de Tráfico

Actualizado 07/07/2015 13:26:02 CET

SEVILLA, 2 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Sevilla quiere conocer cuál es la programación y puesta en funcionamiento que tiene previsto el gobierno de Juan Ignacio Zoido (PP) con el Parque Infantil de Tráfico de la Avenida de la Borbolla, una iniciativa "heredada" del anterior mandato con proyecto y presupuesto desde 2010, que tuvo que someterse a revisión por indicación de la Comisión Provincial de Patrimonio y que tuvo además problemas con la constructora "hasta incluso tener que resolver el contrato".

En una nota, el PSOE recuerda que, sobre todo, estas instalaciones han tenido que enfrentarse, como la parte "más dura de la ralentización" en estos tres años de mandato del PP, a "muestras constantes de desinterés del PP por sacarlo adelante en una clara intención de distanciarlo del anterior gobierno", como explica el concejal Joaquín Díaz.

Recuerda el estado de "abandono" en que ha estado la parcela durante dos años desde que se paralizaron las obras, una situación en la que la gestión del gobierno de Zoido "no ha sido precisamente ágil ni ejemplar dilatando mes tras mes la toma de decisiones, como demuestra igualmente que en el presupuesto municipal de 2012 ni siquiera incluyeran partida económica para continuar con los trabajos".

"En 2013, tras la denuncia socialista, sí incluyeron una partida de 400.000 euros que finalmente dejaron inutilizada para acabar dedicándola a finales de año a una macro-modificación presupuestaria para pagar facturas de agua, luz y teléfono, dejando atrás la finalización del Parque Infantil de Tráfico y perdiendo igualmente otro curso escolar completo", advierte.

Las obras se retomaron a principios de año con plazo de ejecución de tres meses teniendo que ampliarlo en dos ocasiones por un mes más cada una. "Así las cosas, desde mayo pasado están acabados los trabajos de acondicionamiento del edificio y de la pista, aunque nada se sabe de su programación, ni personal ni funcionamiento", insiste.

"Damos por hecho que no es un proyecto de Zoido y que nunca hubiera salido de este gobierno una propuesta de este tipo, pero hoy ya es una instalación municipal por la que se calcula que pasarán 5.000 escolares al año y que ya se ha perdido tres cursos completos", agrega.

Así, "para no perder también el próximo", afirma que el gobierno de Zoido debe demostrar que alguien ha pensado "no sólo en distanciar su inauguración del anterior mandato sino, sobre todo, en su puesta en funcionamiento, por lo que le pedimos conocer la oferta que esperamos que se haga a los equipos directivos de los centros escolares a partir de septiembre". "El parque no puede seguir cerrado por más meses o empezará a deteriorarse sin uso", concluye.

Para leer más