Publicado 10/04/2016 16:44:43 +02:00CET

El CITA realizará estudios genéticos en restos óseos de animales neolíticos

Jorge Hugo, investigador del CITA.
DGA

ZARAGOZA, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA) realizará estudios genéticos en restos óseos de animales neolíticos, gracias a un convenio firmado con el Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA), el Instituto de Historia del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Universidad de Valladolid (UVA).

El objetivo del acuerdo es participar y promover, de manera conjunta, la investigación sobre los restos de fauna, principalmente ovinos (ovicápridos), recuperado de la excavación arqueológica de la Cueva de Els Trocs en Bisaurri, Huesca, y de unos 7300 años de antigüedad. La cueva estaba habitada, en el neolítico, por pastores en trashumancia.

El investigador ARAID-CITA, Jorge Hugo Calvo, de la Unidad de Producción y Sanidad Animal junto con la investigadora del INIA, María Magdalena Serrano, liderarán el equipo que realizará los análisis genéticos en las colecciones faunísticas recuperadas en la cueva.

El conocimiento del genoma antiguo de especies ganaderas contribuirá a dilucidar la evolución experimentada por el mismo, como consecuencia de los procesos de domesticación y selección artificial ejercidos sobre dichas especies para la mejora de caracteres de interés económico en la ganadería.

Con este convenio el CITA, organismo dependiente del departamento de Innovación, Investigación y Universidad, se suma a esta relevante investigación, iniciada por el arqueólogo Manuel Rojo Guerra de la Universidad de Valladolid y la arqueozoóloga Marta Moreno del CSIC, para realizar los estudios genéticos de los restos neolíticos (del 6000 a.C. al 3500 a.C) de las especies ovina, caprina y bovina, trabajos que permitirán determinar la evolución genética de esta especie como resultado de la domesticación e identificar regiones del genoma relacionadas con distintas características productivas, reproductivas y de adaptación de los animales a su medio.

La investigación sobre los restos genéticos se enmarca dentro del proyecto 'La Memoria del Camino: Ciencia y divulgación de las primeras rutas pecuarias neolíticas en el Pirineo (MEDELCA)', coordinado por el Grupo de Investigación que dirige Manuel Rojo, y cofinanciado por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT) con la participación del Gobierno de Aragón, a través de la dirección general de Cultura y Patrimonio.

Los trabajos en la excavación de la Cueva de Els Trocs, comenzaron en 2009 y continuarán este verano, habiéndose encontrado importantes hallazgos hasta la fecha.