24 de febrero de 2020
 

Trabajos para conservar la margaritona

Actualizado 25/02/2012 19:37:05 CET
Margaritonas Marcadas En Este Trabajo Del Gobierno De Aragón
DGA

ZARAGOZA, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Aragón trabaja para la conservación de la margaritona y, para ello, técnicos del Departamento de Medio Ambiente han llevado a cabo distintas actuaciones, como la localización y marcaje de ejemplares y evitar daños por heladas, en una de las especies animales más amenazadas de Europa.

Desde el día 29 de enero hasta el pasado martes 21 de febrero, la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha procedido al corte de agua en el Canal Imperial de Aragón para la limpieza y conservación de esta infraestructura artificial creada en el año 1782 y destinada principalmente al regadío.

Es en estos días de corte cuando los técnicos del Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón han aprovechado para acometer los trabajos de estudio y conservación de la margaritona (Margaritifera auricularia).

Actualmente se conocen poblaciones de la especie en algunos ríos franceses y en la cuenca del Ebro. La población aragonesa es la más importante, tanto por el número inventariado de ejemplares, como por ser la única de la que se tiene noticia en los últimos años de que existan individuos juveniles.

Los cortes periódicos del Canal Imperial y del Canal de Tauste ofrecen la posibilidad, una o dos veces al año, de estudiar la población de una especie que vive en un medio difícilmente accesible, explica el Ejecutivo aragonés en un comunicado.

Los trabajos desarrollados por biólogos, técnicos y Agentes de Protección de la Naturaleza del Gobierno de Aragón han consistido principalmente en prevenir la muerte directa de individuos en las obras acometidas durante estos días.

Especial cuidado se ha tenido este año para garantizar un volumen de agua suficiente, con cierta profundidad, que evitase que las bajas temperaturas registradas tras la pasada ola de frío pudieran afectar drásticamente a estos moluscos protegidos.

El censado de nuevos individuos y su marcaje, el seguimiento poblacional para conocer parámetros como el crecimiento, la mortalidad natural, la afección de las especies exóticas invasoras o el estudio del hábitat son algunos de los aspectos que se están abordando en Aragón para evitar la extinción de esta especie animal.

Los trabajos continuarán durante una semana más en el Canal de Tauste, el otro canal de riego con presencia de la especie, detalla el Gobierno autónomo.

PLAN DE RECUPERACIÓN

Esta gran almeja de agua dulce, que se consideraba extinguida en casi todos los grandes cauces fluviales de Europa donde una vez vivió, reapareció de nuevo superviviente en aguas de Aragón en el año 1996.

La margaritona, incluida en el Catálogo de Especies Amenazadas de Aragón como "En peligro de extinción", cuenta en la Comunidad con un Plan de Recuperación desde el año 1994, donde se contemplan medidas y acciones para la conservación de esta especie y su hábitat natural.

En la finca de La Alfranca el Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón está experimentando su cría en cautividad, "dentro de un complejo ciclo vital, pues sus larvas --denominadas por los científicos "gloquidios"-- requieren de un "pez huésped" intermedio para su desarrollo".

De esta forma, "instaladas durante casi tres meses en las branquias del huésped --en este caso un blenio o un esturión--, las larvas sufren una metamorfosis que las transforma en pequeños juveniles que acaban desprendiéndose del pez que les aloja y alcanzan el fondo del río, donde se entierran durante los primeros meses de vida hasta emerger del fondo donde vivirán parcialmente enterradas entre el suelo o sedimento".