Publicado 25/02/2021 11:34CET

BBVA estima que será a finales del 2022 cuando la economía asturiana alcance el nivel anterior a la pandemia

Archivo - Fabrica de Armas de Trubia. Industria. Trabajadores industria. Empleo. Sector industrial.
Archivo - Fabrica de Armas de Trubia. Industria. Trabajadores industria. Empleo. Sector industrial. - EUROPA PRESS - Archivo

OVIEDO, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

La economía asturiana tendrá que esperar a finales de 2022 para alcanzar el nivel de actividad anterior a la crisis. Durante este periodo, y si se cumplen las previsiones, podrían crearse 14.000 puestos de trabajo en la región, según el informe 'Situación Asturias' de BBVA.

Estos datos los han dado a conocer este jueves la directora de la Territorial Noroeste de BBVA, Marta Alonso, y el economista jefe para España de BBVA Research, Miguel Cardoso, durante la presentación telemática de la nueva edición del informe 'Situación Asturias', que analiza la situación actual y las perspectivas para los próximos años.

En ese sentido, Cardoso ha indicado que se estima que la caída del PIB de Asturias en 2020 haya sido del 10,9%, una décima menor que la de España (11%). Una recesión que no ha sido igual en todas las comarcas asturianas. Así, por ejemplo en Oviedo, la afiliación cayó más de 1 punto porcentual menos que la media regional, ya que podría haberse visto beneficiadas de las actividades públicas relacionadas con la capitalidad en contraposición con otras comarcas más dependientes del consumo social.

Por otro lado, la previsión de crecimiento para 2021 es del 5,3%, dos décimas por debajo de lo esperado para España, mientras que para 2022 es del 6% --frente al 7% estatal--. Una situación que dependerá de la campaña de vacunación y la recuperación del consumo y la inversión, pero también de las medidas de apoyo de las administraciones para mitigar los efectos de la crisis.

Así, el informe de BBVA recoge que las medidas del Ejecutivo central han propiciado que Asturias haya cerrado con un déficit cercano al equilibro y muy por debajo del 0,6% del PIB estimado para el conjunto de comunidades.

Entre los efectos negativos que se presentan está que la demanda exterior de bienes asturianos sufrida una desaceleración, de forma similar a la del conjunto de España, lo que condicionara su vigor en la primera parte de 2021.

Con todo, se espera una aceleración del PIB hacia 2022 gracias al proceso de vacunación y a que Asturias es una de las autonomías que va más adelantada. A esto hay que sumar la llegada de fondos provenientes de Europa --donde Asturias puede ser de las más beneficiadas-- y medidas como la extensión de los créditos ICO.

Sin embargo, Cardoso ha explicado que todos estos datos son previsiones que dependen de las múltiples incógnitas que se presentan en el momento actual, en mitad de una pandemia global, y de que la vacunación permita alcanzar la inmunidad de grupo, además de cuestiones como las restricciones de movilidad o la solvencia de las empresas, con la caída significativa en muchos sectores como el hostelero, el turístico o la vivienda.

Para leer más