Publicado 26/02/2021 13:45CET

Graham Corporate invertirá 3,5 millones en dos años para una línea de inyección de magnesio en su planta de Gijón

Archivo - Visita a la planta de inyección de magnesio de Graham Corporate --antigua Vauste-- en Gijón,en 2018
Archivo - Visita a la planta de inyección de magnesio de Graham Corporate --antigua Vauste-- en Gijón,en 2018 - EUROPA PRESS - Archivo

La compañía estima triplicar los puestos de trabajo directos si se cumple el plan industrial

GIJÓN, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

La empresa del sector de la automoción Graham Corporate prevé invertir más de 3,5 millones de euros, entre este año y el próximo, para desarrollar una nueva línea de inyección de en su planta de Roces (Gijón).

A través de una nota de prensa, han destacado, de acuerdo con el plan industrial, elaborado para salir del concurso de acreedores, confían en cerrar 2022 con una cartera superior a las 1.500.000 piezas anuales, y de ahí la inversión necesaria para poder hacer frente.

Asimismo, la compañía ha destacado que tiene entre una de sus líneas estratégicas el desarrollo de la inyección de magnesio, un material que adquiere cada día mayor relevancia en sectores estratégicos como es el del desarrollo del vehículo eléctrico, o el aeroespacial, por sus propiedades de ligereza frente al aluminio, dispersión de calor y bloqueo de ondas electromagnéticas.

En este sentido, han apuntado que con los contratos obtenidos durante 2020, Graham ha empezado este año con una producción multianual comprometida de 190.000 piezas de magnesio al año para dos de los más relevantes fabricantes de vehículos de Europa.

Además, acaba de obtener la certificación para fabricar
piezas de magnesio para dos Tier 1 (fabricantes de componentes
originales para fabricantes de vehículos) lo que abre las puertas a la diversificación pudiendo fabricar piezas tanto para otros vehículos como para otros usos, como puede ser el mercado ferroviario.

Esta línea de trabajo puede aportar a lo largo de 2021 contratos por otras 750.000 unidades anuales, según la empresa, y de acuerdo con el plan industrial, llegar a las cifras previstas para 2022.

A este respecto, han resaltado que las instalaciones que poseen en Roces destacan por su "elevado" nivel de automatización, lo que las convierte "en uno de los centros mas competitivos a nivel europeo para la fabricación de este tipo de elementos", según la empresa.

Incluso han señalado que el desarrollo del plan industrial permitiría triplicar, en los próximos años, los puestos directos existentes en esta unidad de negocio.

La empresa ha asegurado que este proceso, unido al desarrollo que se está realizando en la unidad de amortiguadores, abre camino a nuevos clientes y aplicaciones, que permitirán consolidar a Graham como una compañía líder en sectores estratégicos como el vehículo eléctrico, las energías renovables o la industria aeroespacial "y posicionarla nuevamente como una compañía industrial de referencia en
Asturias y España", han recalcado.

Para leer más