Oviedo aprueba las ordenanzas fiscales que "consolidan el vuelco" dado a la ciudad

El concejal de Economía, Rubén Rosón, durante el pleno municipal
EUROPA PRESS
Actualizado 18/12/2018 13:40:25 CET

OVIEDO, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Ayuntamiento de Oviedo ha aprobado este martes, con los votos favorables del PSOE, Somos e IU, y los votos contrarios de PP y Ciudadanos, las ordenanzas fiscales correspondientes al año 2019, las últimas de la legislatura. Se trata de unos tributos que, a juicio del concejal de Economía del Ayuntamiento de Oviedo, Rubén Rosón, "consolidan el vuelco" que el tripartito ha dado a la ciudad.

El edil ha defendido las ordenanzas, asegurando que Oviedo está entre las capitales de provincia "más asequibles" con los servicios públicos "más baratos y de mayor calidad". Así, ha celebrado que los ovetenses paguen menos por los servicios mientras que "los grandes tenedores de propiedades pagan un poquito más".

Se trata, a juicio del concejal de Economía, de un "vuelco" a las políticas adoptadas por el PP en las anteriores legislaturas. "Antes se cobraban más tasas que los servicios que se prestaban", con subidas del IBI, "catastrazos en diferido" y una recaudación basada en "meter la mano en los bolsillos de los ovetenses" a través de las infracciones de tráfico y la retirada de vehículos por la grúa.

Ahora, ha dicho, todo esto es "un vago recuerdo". "Estamos en un escenario fiscal completamente diferente al de hace cuatro años, construimos, a pesar de no poder legislar con más profundidad la fiscalidad, un Oviedo un poco más justo", ha defendido.

Los tributos ahora aprobados modifican 30 de las 33 ordenanzas municipales. Entre las medidas de las que el tripartito está "orgulloso" se encuentran la introducción del IBI diferenciado, que permitirá guardar 4,7 millones de euros más al año gracias al gravamen de grandes propietarios; la reducción del tipo general del IBI para el resto, que se sitúa en el 0,6%; o la reducción de la plusvalía en un 33%.

Además se contemplan bonificaciones de hasta el 50% al impuesto de actividades económicas; se reducirá la licencia de actividad en un 50% para fomentar la creación de pequeñas y medianas empresas y en un 75% para los desempleados que quieran iniciar una actividad; habrá también una reducción del 50% en el coste de las licencias de obras menores o medias; se seguirá avanzando en la reducción de los precios municipales de las Escuelas Infantiles se incluirá una reducción del 30% en la tasa de las piscinas municipales.

Por otro lado, las familias numerosas y las personas mayores de 65 años pagarán la mitad por la escuela de música y la Universidad Popular; se reducirá a la mitad el coste del montaje de mercados en Oviedo; y se rebajarán los precios públicos de actividades culturales en el Teatro Campoamor, el Filarmónica, el Palacio de Exposiciones o el Auditorio para pensionistas, jóvenes y desempleados.

PACHO (CIUDADANOS) LLAMA "MENTIROSO" A ROSÓN POR LA REBAJA DEL IBI

El debate de ordenanzas fiscales fue subiendo de tono hasta el punto que, en el turno de réplica de la oposición, el portavoz de Ciudadanos, Luis Pacho, llegó a llamar "mentiroso" al edil de Economía, entre otros descalificativos, por afirmar que se había rebajado el IBI para el 99 por ciento de los ovetenses.

Pacho, visiblemente enfadado, invitó a los ovetenses a mirar sus recibos del IBI de los últimos tres años para observar que no se han producido esas rebajas. Así, ha explicado que un recibo medio del IBI de 400 euros en el que se decida fraccionar la mitad, el ahorro sería de seis euros, y no de 80 como anunció Rosón. "No tiene precio como concejal de Economía, es un concejal mágico", le ha dicho.

Asimismo, Pacho ha recriminado al tripartito que en toda la legislatura no hayan implementado una evaluación de sus políticas "porque el gesto importa más que la gestión". "Les importa poco que sea un auténtico fracaso cuántos ovetenses se aprovechen de las rebajas en precios públicos", ha aseverado. En general, Pacho ha recriminado al tripartito su "mucha gesticulación y poca gestión" que han dejado "cuatro años baldíos, oscuros y para olvidar".

Por su parte, el edil del PP Eduardo Rodríguez ha lamentado que con estas ordenanzas el tripartito "penalice" a parte de la ciudadanía. "Las cifras demuestran que cada vez recaudan más y hay un presupuesto cada vez mayor que se queda en el cajón", ha criticado. "No podemos apoyar un modelo que confirma una subida tributaria", ha manifestado.

A juicio del PP, habría margen para que Oviedo asuma una rebaja impositiva, pero la "falta de rigor presupuestario" a la hora de elaborar las cuentas lo impide. Respecto al IBI, ha remarcado que el tripartito "no rebaja el impuesto" sino que "congela la base".

El concejal de Economía, por su parte, ha negado que se hayan subido las tasas, y ha asegurado que con estos tributos "queda demostrado el ahorro" a los ovetenses. "Al año se puede cifrar en más de 12 millones de euros en total", ha asegurado.