Publicado 07/09/2021 13:48CET

La pintora Anka Moldovan exhibe su muestra 'Éter' en la Casa de la Cultura de Mieres del 17 al 30 de septiembre

Cuadro 'Niebla Norte', de Anka Moldovan.
Cuadro 'Niebla Norte', de Anka Moldovan. - ANKA MOLDOVAN.

OVIEDO, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

La pintora hispano-rumana Anka Moldovan exhibirá del 17 al 30 de septiembre la exposión 'Éter', en la Casa de la Cultura de Mieres, una muestra de sus obras, en las que destaca su búsqueda permanente por intentar pintar el aire.

Anka Moldovan decidió hace algo más de dos años dejar su carrera política -exdiputada en la Asamblea de Madrid- y marchar a vivir a un pueblo del concejo de Salas, donde rehabilitó un pajar para convertirlo en estudio y poder disponer del tiempo y el espacio suficiente para poder dedicarse exclusivamente a la pintura.

Tras exponer en ciudades como Madrid, Paris, Nueva York, Berlín y Oporto, entre otras, el 17 de septiembre se estrena en Asturias, una tierra que le ofrece sus nieblas como inspiración a través del ventanal de su taller.

Según palabras de la comisaria de la exposición, Andrea García Casal, "la pintura de Anka Moldovan, que difícilmente puede describirse en palabras, mantiene vivo el concepto de éter, pues en calidad de demiurga elabora las obras de su universo particular siguiendo una armonía. Cada pieza de su trayectoria conjuga con la posterior de forma equilibrada, demostrando una continuidad, pero también un crecimiento por parte de la pintora, tanto a nivel artístico como personal".

Son protagonistas frecuentes de sus obras los paisajes urbanos y naturales, en los que se vislumbran figuras humanas. También destacan las representaciones femeninas y los personajes, en soledad o en multitud, que transitan en una atmósfera neblinosa, la cual descontextualiza todos los motivos pictóricos.

LA PINTORA

Anka Moldovan nace en Cluj-Napoca, Rumanía, en 1976. Hija de sacerdote ortodoxo, profundiza en la técnica de los iconos bizantinos en Rumanía, adoptando ciertas técnicas que después aplicará a los soportes y a la preparación de los mismos en su pintura. Su formación continúa con diferentes pintores tanto en España como en Rumanía mientras estudia en la Universidad Autónoma de Madrid, donde se licencia como Historiadora del Arte en 1998.

Después de trabajar 7 años para Valerio Lazarov, se dedica a la intermediación cultural, pasando después a trabajar varios años para la Consejería de Asuntos Sociales de la Comunidad de Madrid, lo que marca la temática fundamental en su pintura, las relaciones sociales y los mundos interiores del ser humano.

En 2017 se convierte en la primera diputada regional de origen rumano. En 2019 deja la política para dedicarse por completo a la pintura desde un pajar rehabilitado como estudio en Asturias.

Contador