Actualizado 30/05/2008 11:56 CET

Innova.- El 19,7% de las viviendas cántabras tiene televisión por cable, muy por encima de la media nacional

SANTANDER, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El 19,7 por ciento de los hogares cántabros tiene televisión con recepción a través de sistemas de canales de cable, un porcentaje que se encuentra muy por encima de la media nacional, que se sitúa en un 13,3%.

Así se refleja en el informe 'Las viviendas españolas y la Sociedad de la Información', elaborado por el Ministerio de Vivienda y recogido por Europa Press, que recopila datos correspondientes al año 2007.

La comunidad cántabra aparece en el informe entre las que se encuentran muy por encima de la media, junto a otras como Murcia (20,9%). Por encima se encuentran Asturias (28,3%) y el País Vasco (27,7%), con lo que se detecta una mayor implantación de la televisión por cable en el conjunto de la cornisa cantábrica, y en regiones como Navarra y Murcia.

En el otro extremo de la tabla, se encuentra Extremadura, con apenas un 4%, seguida de Cataluña (6,4%), Castilla-La Mancha (7,7%) y Madrid (9,6%).

El estudio señala una tendencia al alza en la implantación de la televisión por cable, si bien es ligeramente inferior a la de otros sistemas como la antena parabólica. Así, en 2004 el porcentaje fue de un 10,8%, que el año pasado se elevó hasta el 13,2%.

Además, se constata una relación proporcional entre el porcentaje de viviendas con televisión por cable y el número de miembros que las habitan, donde a menor número de residentes le corresponde una menor implantación de tecnología. De esta forma, en hogares con cuatro miembros, la cifra alcanza su cota máxima, un 17,9%.

Igualmente, el fenómeno registra una menor intensidad en los municipios más pequeños, los de menos de 10.000 habitantes (5,1%), que contrasta con la mayor penetración en las localidades de tamaño medio y grande, de entre 50.000 y 100.000 vecinos (19,3%), algo que se explica por el elevado coste instalación, que lleva a los empresas a apostar en primer lugar por zonas con alta densidad demográfica.