Publicado 21/04/2016 18:20CET

Vidal de la Peña dice que racionalizar horarios es "multiplicar y fidelizar talento"

Lorenzo Vidal de la Peña
EUROPA PRESS

SANTANDER, 21 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de CEOE-Cepyme Cantabria, Lorenzo Vidal de la Peña, ha apostado por la racionalización de horarios, una cuestión "inaplazable" que, en su opinión, contribuirá a multiplicar y fidelizar dos de los activos de cualquier empresa: el talento y el conocimiento".

Así lo ha señalado este jueves durante su intervención en la I Mesa Regional para la Racionalización de los Horarios, donde ha destacado que "talento, creatividad, equilibrio y felicidad" son conceptos que la empresa española está "obligada a comenzar a contemplar".

Vidal de la Peña ha recalcado que es "imposible evolucionar dentro de la armadura de hierro de unos horarios inamovibles que limitan las posibilidades de crecimiento personal y profesional del propio trabajador, desgastan su interés por continuar su propia formación y frustran las posibilidades de evolución de la propia empresa".

Durante su intervención en la jornada, promovida por la Comisión Nacional para la Racionalización de Horarios en España, Vidal de la Peña ha subrayado que "el cambio es imparable" por razones no solo de conciliación o achacables a la revolución tecnológica, sino también porque una "nueva generación de ciudadanos educados en el valor del tiempo de ocio está ya pisando la empresa y creando empresa".

El presidente de la patronal ha defendido que "una mayor flexibilidad de horarios no va solo a redundar en un reparto más igualitario de las responsabilidades familiares, en una mayor disponibilidad a la formación continua, o en un mayor equilibrio mental y físico de los trabajadores", sino que de este nuevo planteamiento "van a surgir sin duda, además, nuevas oportunidades de negocio".

"Un empresariado que no esté atento al nuevo marco de relaciones
laborales y personales en las que el uso de tiempo adquiere
protagonismo propio, es un empresariado que regalará el talento a
la competencia, vera disminuir la productividad de sus empresas y
a medio largo plazo dejará escapar oportunidades de negocio", ha advertido.

Para Vidal de la Peña, la empresa debe valorar la flexibilidad de horarios "como un elemento de una importancia equiparable a aspectos de la máxima relevancia como el salario mismo". "Incluso los más reticentes entre los empresarios tradicionales a asumir esta realidad comienzan a darse cuenta de que la variable flexibilidad de horarios influye decisivamente en la cuenta de resultados de la empresa", ha dicho.

A modo de resumen, el presidente de la CEOE ha recalcado que "flexibilizar es eliminar elementos de tensión en el seno de la propia empresa, fidelizando al trabajador, minimizando el riesgo de pérdida de valor por salida de capital humano y convirtiendo a cada uno de los trabajadores que se ven así reconocidos en sus necesidades humanas y emocionales, en un elemento de comunicación de valores positivos de nuestra empresa".

"Un elemento activo de comunicación cuya opinión y cuyo ejemplo afianzarán cada día la mejor imagen de nuestra marca en el mercado laboral y comercial", ha concluido.