Publicado 29/12/2021 10:19CET

Catorce detenidos por cometer 86 robos en casas de Alicante y Murcia y explotaciones agropecuarias de Albacete

Detienen a 14 personas por la comisión de 86 robos en viviendas de las provincias de Alicante y Murcia y explotaciones agropecuarias de la provincia de Albacete.
Detienen a 14 personas por la comisión de 86 robos en viviendas de las provincias de Alicante y Murcia y explotaciones agropecuarias de la provincia de Albacete. - MINISTERIO

ALBACETE, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

Efectivos de la Guardia Civil de las Comandancia de Albacete y Alicante y agentes de la Policía Nacional de la localidad alicantina de Elche, en el marco de una operación policial conjunta, han detenido a 14 personas e investigado a otras dos más, desarticulando una organización criminal dedicada al robo en domicilios y casas de campo de las provincias de Alicante y Murcia, así como en explotaciones agropecuarias de localidades de la provincia de Albacete.

A los catorce detenidos y a los dos investigados, de entre 25 y 55 años, de nacionalidad marroquí, se les atribuyen los delitos de robo con fuerza en viviendas y explotaciones agropecuarias, daños, robo de vehículos, falsificación de placas de matrícula, contra la seguridad vial, amenazas con arma de fuego, desobediencia grave a agentes de la autoridad, además del de pertenencia a organización criminal, según han informado Policía y Guardia Civil en nota de prensa.

Las investigaciones se iniciaron el pasado mes de agosto del presente año 2021, a raíz de observar un aumento de las denuncias por robos y sustracciones en el interior de domicilios, principalmente sobre casas de campo, de las provincias de Alicante y Albacete con dos denominadores comunes, por un lado la coincidencia en la misma franja horaria, aprovechando la mayoría de las veces la ausencia de sus moradores, y por otro, por el tipo de objetos que sustraían, ya que no eran los habituales en esta modalidad delictiva: electrodomésticos de gran volumen, además de vehículos estacionados en las parcelas cuando hallaban las llaves dentro del propio inmueble.

Sin embargo, en algunos de los robos, los propietarios se encontraban en el interior de sus viviendas cuando fueron cometidos. Uno de los testigos, declaró a los agentes que, tras sorprender a uno de los ladrones, éste le amenazó esgrimiendo un arma de fuego logrando escapar.

Las pesquisas realizadas por agentes pertenecientes a las Áreas de Investigación de la Guardia Civil de Santa Pola y de Pilar de la Horadada, del Equipo de Policía Judicial de Almoradí, en la provincia de Alicante, y al Área de Delitos contra el Patrimonio de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Albacete, y del Grupo de Robo de la Policía Nacional de Elche (Alicante), permitieron averiguar que los presuntos autores estaban asentados en la provincia alicantina, si bien operaban en las provincias de Alicante, Albacete, y la Región de Murcia.

Viendo que se trataba de una organización criminal consolidada, ambos cuerpos policiales unieron sus esfuerzos para culminar la operación con una actuación coordinada.

DESCUBIERTOS CON VEHÍCULOS SUSTRAÍDOS EN CASAS DE CAMPO

Los autores escondían los efectos que robaban entre cañizos de una zona oculta entre los campos de Callosa de Segura y Granja de Rocamora (Alicante). Utilizaban los vehículos que robaban para la propia actividad delictiva. Durante una de las vigilancias, los agentes descubrieron en la localidad murciana de Lorca a uno de los miembros del grupo conduciendo uno de los vehículos que había sido sustraído.

Los investigadores de ambos cuerpos policiales, además de contar con la colaboración ciudadana, recopilaron las grabaciones de cámaras de seguridad de las viviendas y de otros lugares por donde habían pasado los autores, reconociendo la presunta autoría de los investigados en varios de los robos de los que tenían conocimiento.

Tras las primeras detenciones se materializaron un total de ocho registros: tres en Callosa de Segura, dos en Granja de Rocamora, uno en Benferri, uno en Daya Nueva, y otro en Orihuela, donde los agentes incautaron numerosos efectos procedentes de los lugares donde se habían denunciado los robos, tales como teléfonos móviles, piezas de joyería, dispositivos electrónicos y de tecnología, herramientas, menaje de hogar, etcétera, parte de los cuales ya se encuentran en poder de sus legítimos propietarios.

Fruto de esta investigación conjunta y de los registros realizados en los domicilios de los autores, se han esclarecido hasta la fecha un total de 59 delitos de robo con fuerza en interior de viviendas y de casas de campo ubicadas principalmente en la provincia de Alicante, en Elche y sus pedanías, Santa Pola y la Vega Baja.

Además, se han esclarecido 27 delitos de robo cometidos por los detenidos en explotaciones agropecuarias de la provincia de Albacete ubicadas en los términos municipales de Casas Ibáñez, Madrigueras, Fuentealamo, Montelagre del Castillo, entre otros.

Se han recuperado 35 vehículos sustraídos en diversas poblaciones de las tres provincias aludidas y que fueron utilizados por el grupo criminal para llevar a cabo los ilícitos penales investigados.
También fueron incautados por los agentes objetos empleados por la banda para la comisión de los delitos, propios de bandas violentas que a veces se hacían pasar por fuerzas y cuerpos de seguridad, tales como pasamontañas, guantes, dispositivos de localización gps, señales luminosas rotativas, placas de matrículas falsificadas, una escopeta de caza, entre otros.

DILIGENCIAS INSTRUIDAS

Las diligencias, junto con los autores de los mismos, han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de Elche (Alicante), que ha dirigido las actuaciones, el juzgado de Instrucción de Orihuela (Alicante), y el Juzgado de Instrucción de Casas Ibáñez (Albacete), decretando el ingreso en prisión para cuatro de los catorce detenidos.

Son dieciséis el total de los implicados: catorce detenidos y dos investigados, de entre 25 y 55 años, de nacionalidad marroquí. Se les atribuyen los delitos de robo con fuerza en viviendas y explotaciones agropecuarias, daños, robo de vehículos, falsificación de placas de matrícula, contra la seguridad vial, amenazas con arma de fuego, desobediencia grave a agentes de la autoridad, además del de pertenencia a organización criminal.

Las investigaciones continúan abiertas dado que, tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional continúan con la identificación de efectos recuperados para tratar de localizar a más perjudicados y poder esclarecer más hechos delictivos, no descartándose nuevas detenciones.

Contador