Publicado 05/06/2020 14:59:59 +02:00CET

La declaración del Monumento Natural 'Carbonífero de Puertollano' prevé la restauración de las áreas degradadas


Restos del Carbonífero de Puertollano
Restos del Carbonífero de Puertollano - AYUNTAMIENTO DE PUERTOLLANO

PUERTOLLANO (CIUDAD REAL), 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

La declaración del Monumento Natural 'Carbonífero de Puertollano' prevé la restauración de las áreas y recursos naturales que se encuentren degradados por las actividades humanas e incluirá medidas para garantizar la conservación y restauración del paisaje y atmósfera de este espacio natural y su conjunto de yacimientos, considerados como una "Pompeya paleobotánica" única en España.

Así consta en el borrador del decreto, consultado por Europa Press, que establece además la delimitación del monumento en el afloramiento carbonífero de la cantera de arcilla La Tejera, la corta de la Mina María Isabel y la corta de la Mina La Extranjera.

Precisamente este viernes ha sido publicada en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha la resolución de la Dirección General de Medio Natural y Biodiversidad por la que se acuerda la apertura del trámite de audiencia a los interesados en el expediente de declaración del Monumento Natural.

Según consta en el borrador del decreto, el objeto de la declaración es establecer el marco normativo para otorgar una atención preferente a la conservación de los valores geológicos, ecológicos, estéticos, educativos, divulgativos y científicos de la zona, de manera que se garantice la conservación, se restauren las áreas, se facilite el conocimiento y el uso sostenible de los valores naturales y se promueva la investigación aplicada a la conservación de la naturaleza.

De considerarse preciso para la mejor conservación del Monumento Natural, el uso público podrá regularse a través de un Plan Rector de Uso y Gestión, que podrá incluir la zonificación del espacio natural más acorde a sus fines.

Los instrumentos de planificación del urbanismo determinarán que esta superficie sea clasificada como suelo rústico no urbanizable de protección natural y la administración y gestión del monumento será responsabilidad de la Consejería de Desarrollo Sostenible, que dispondrá los créditos precisos para atender su funcionamiento y las actuaciones de conservación, restauración y fomento que le son propias. La responsabilidad de la administración y coordinación de las actividades recaerá sobre un director-conservador designado por la Consejería.

Asimismo, el decreto regulará los usos y actividades permitidas, las actividades autorizables que requerirán autorización previa, así como las prohibidas.

EL VOLCÁN DE ASDRÚBAL

Respecto a las zonas protegidas, reseña que el afloramiento carbonífero de la cantera de Arcilla La Tejera corresponde a la cantera abierta ya hace bastantes años para la explotación de arcillas que se transformarían en ladrillos y tejas. El afloramiento tiene unos 180 metros de longitud y unos 7 metros de altura, aunque hay una parte cubierta en la base y otra en la parte superior.

Sobre la corta de la Mina María Isabel, destaca que actualmente se encuentra en un estado de total abandono y con una extensa superficie cubierta, aunque aflorando en los últimos 15 a 20 metros de los taludes estratos carboníferos con una fauna fósil de vertebrados (peces) que le dan un gran valor desde el punto de vista paleontológico.

Se incluye dentro del perímetro a proteger el volcán de Asdrúbal, un pequeño cono volcánico situado en el borde la mina, que es elemento geomorfológico de interés especial según la normativa autonómica, lo que contribuye a dar valor a la zona a proteger y potencia su valor para el desarrollo de un futuro uso público mediante interpretación ambiental, así como para completar la tipología y distribución del conjunto de manifestaciones protegidas por la legislación autonómica del vulcanismo cuaternario de la provincia de Ciudad Real.

Por su parte, la corta de la Mina La Extranjera corresponde al hueco de mina que actualmente no está siendo objeto de relleno de rechazos de reciclaje de residuos de construcción y demolición.

UNA POMPEYA PALEOBOTÁNICA

Según se explica en el decreto, la cuenca carbonífera de Puertollano se sitúa al Sur de Ciudad Real, en el valle del rio Ojailén, perteneciente a la cuenca hidrográfica del Guadalquivir.

"Este Carbonífero se ha visto poco afectado por la tectónica, lo que lo hace especialmente interesante para su estudio, pues el contenido paleontológico y de estructuras sedimentarias presente en sus estratos apenas se ha visto afectado y se ha podido conservar hasta la actualidad en unas condiciones excepcionales", destaca.

De especial mención son los fósiles de dos niveles de ceniza volcánica intercalados en la capa de carbón. Estos niveles han preservado la vegetación carbonífera in situ al estilo de Pompeya por la erupción del Vesubio. "La Pompeya paleobotánica consecuencia del vulcanismo nos muestra la asociación vegetal de la zona de marisma característica de Puertollano", apunta el decreto.

En este ambiente de transición, con influencia marina, algunas especies de licópsidas formarían bosquecillos en áreas salobres mientras que los helechos arborescentes y los equisetos gigantes estarían en zonas de más baja salinidad. "Los niveles fosilíferos de Puertollano son únicos en España y unos de los mejores a nivel mundial", concluye.

Para leer más