DGT critica que en el pasado se separara la seguridad vial de la laboral, pues el grueso de accidentes es in itinere

María Seguí Y Carmen Casero
EUROPA PRESS
Actualizado 23/03/2012 13:00:16 CET

TOLEDO, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

La directora de la Dirección General de Tráfico (DGT), María Seguí, ha criticado que en el pasado se separara la seguridad vial de la laboral, ya que, según ha explicado, "el grueso de las cifras mortales y no mortales son personas de edad media, de entre 42 y 45 años, que tienen un incidente yendo y viniendo del trabajo".

"Los romanos ya dijeron aquello de divide y vencerás y lo consiguieron", ha señalado, al tiempo que ha censurado que "durante décadas" la seguridad vial fuera "independiente o ajeno" a la seguridad laboral.

Durante la inauguración de las III Jornadas de Seguridad Vial en la Empresa, celebradas en Toledo, ha destacado que "es al ciudadano que está ejerciendo la tarea responsable de ir y venir de su trabajo al que, en realidad, este problema --de los accidentes de tráfico-- le está acuciando de manera excesiva".

Además, ha añadido que "cuando uno analiza cualquier estadística de salud laboral el principal riesgo de salud laboral es la secuela de un accidente de tráfico", por lo que para la directora de la DGT el problema de la seguridad laboral y vial es el mismo. Así, ha precisado que hasta ahora "por razones de división temática no se ha estado entrelazando correctamente".

APLICAR NORMAS BÁSICAS

Por ello, ha apostado por aplicar en las empresas las normas básicas de reducción de riesgos en el transporte de personas, como son "la reducción de la exposición, aprovechar para reducir el kilometraje optimizando rutas, utilizar medidas como los cinturones y los cascos, reducir la exposición de alcohol y drogas, y mejorar la calidad de la flota vehicular", tanto la personal como la profesional.

A estas medidas ha añadido la de continuar mejorando las vías de circulación así como la señalización y, sobre todo, transmitir la idea de que la seguridad vial y la laboral son "un único problema" que "entre todos se tiene que abordar".

Por último, ha mostrado su compromiso de continuar patrocinando este tipo de actividades en el futuro para que "en años venideros estas cifras --de siniestralidad laboral--, que tienen un carácter descendente, lo continúen siendo hasta que lleguen a ser cero".