Actualizado 24/09/2009 22:03 CET

La Junta Provincial de Jueces de Toledo acuerda secundar la huelga de jueces convocada para el 8 de octubre

También rechaza, por 23 votos a favor y uno en contra, el Plan Estratégico de Modernización propuesto por el Gobierno central

TOLEDO, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Junta Provincial de Jueces de Toledo ha decidido durante una reunión celebrada hoy, por 18 votos a favor, tres en contra y tres abstenciones, secundar la huelga de jueces convocada para el 8 de octubre.

Como razones para el apoyo a la huelga se manifiesta el sentido de la responsabilidad ante la impotencia por el deterioro del servicio público, "que aumentará sin duda después de que por parte del Ministerio no se haya ofrecido respuesta alguna a las demandas planteadas durante este año".

Según informó el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJCM) en un comunicado, estas demandas, en su opinión, "en ningún caso garantizan que en Toledo se vaya a crear una justicia de calidad con órganos especializados, como en otras provincias limítrofes, incluso de la misma comunidad".

MODERNIZACIÓN DE LA JUSTICIA

De otro lado, la Junta Provincial de Jueces de Toledo ha decidido, por 23 votos a favor y uno en contra, aprobar el rechazo al Plan Estratégico de Modernización presentado recientemente por el Ministerio de Justicia porque "no se garantiza" la creación de puestos de trabajo que se plantean.

Según el Plan Estratégico de Modernización del Gobierno "se crearían 600 unidades judiciales en tres años, es decir, doscientas anuales, de las que 150 corresponden a jueces de adscripción temporal, con lo que, y según el propio Ministerio, para el 2012 se aumentaría la plantilla un 19 por ciento".

Examinados dichos datos, la Junta Provincial de Jueces de Toledo considera que "no se garantiza que esas 150 plazas de adscripción temporal sean para reforzar juzgados, sino para evitar el llamamiento de sustitutos, con lo que en realidad el aumento de la plantilla para el 2012 será del 15 por ciento".

Trasladados estos datos a la realidad de Toledo "supondría que, de ser real la creación de juzgados en Toledo conforme a dicho plan, entre el 2010 y el 2012 se crearían en toda la provincia 4 ó 5 unidades judiciales más. Frente a ello, la realidad de las necesidades en el año 2009, y no en el 2012 que serán muy superiores, sería en la provincia de al menos 20 unidades judiciales más".

En la actualidad, y al contrario que en otras provincias limítrofes no existen Juzgados especializados de violencia sobre la mujer ni de familia ni mercantil ni división de jurisdicciones, "haría falta crear tres Juzgados de Violencia sobre la mujer en los partidos de Toledo, Talavera e Illescas, comarcalizando los partidos limítrofes".

Asimismo, un Juzgado de lo Mercantil exclusivo, un Juzgado de Familia, que podría ser provincial, dos Juzgados Mixtos más en Toledo para dividir jurisdicciones, cuatro Juzgados Mixtos más en Illescas, dos Juzgados mixtos más en Talavera, dos Juzgados Mixtos en Torrijos y uno en Orgaz, un Juzgado de lo Contencioso, un Juzgado de lo Social y un Juzgado de lo Penal en Toledo, así como plazas en la Audiencia Provincial para crear una Tercera Sección.

"La necesidad de la creación de órganos viene impuesta por los datos de aumento en el año 2008-2009, que en Toledo capital, en asuntos civiles, es del 52 por ciento, en Illescas del 103 por ciento, y en Talavera del 75 por ciento, y similares porcentajes en la jurisdicción social y mercantil".

Para la Junta Provincial de Jueces destaca la "precaria situación de esta provincia que con 700.000 habitantes tiene una ratio de 5,5 jueces por cada 100.000 habitantes, cuando la media nacional es de nueve por cada 100.000 habitantes, y la media europea de 20 por cada 100.000 habitantes".