Un total de 47.549 accidentes con baja en jornada de trabajo se produjeron en Castilla-La Mancha durante 2006


Actualizado 03/11/2007 17:02:25 CET

TOLEDO, 3 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un total de 47.549 accidentes con baja en jornada de trabajo se produjeron en Castilla-La Mancha durante 2006, lo que supuso un incremento del 4,6 por ciento respecto a 2005, según datos del Informe Socioeconómico de Castilla-La Mancha de 2006 elaborado por el Consejo Económico y Social (CES) recogidos de la Dirección General de Seguridad y Salud Laboral de la Consejería de Trabajo y Empleo.

De ellos, el 94,9% (45.129) tuvieron en el centro de trabajo y los restantes 2.420 in itineres. La subida del total de accidentes se debe, según señala el informe, recogido por Europa Press, en su totalidad al incremento de los accidentes en el lugar de trabajo que crecieron un 4,9% respecto a 2005. Por el contrario, los accidentes in itinere descendieron en un 0,6%.

Por gravedad, 47.041 fueron leves (el 98,9% del total), 427 graves (0,9%) y 81 mortales (0,2%). Respecto a 2005 se produjo un incremento en los accidentes leves del 4,8% y una reducción de los accidentes graves y mortales (-18,0% y -8,0%, respectivamente). En lo referente a accidentes mortales, un 29,6 (24 accidentes) se dieron en el lugar del trabajo.

Por segundo año consecutivo, en todas las provincias se eleva el número de accidentes con respecto al año anterior. Las provincias con un mayor crecimiento fueron Guadalajara (17,2%) y Ciudad Real (10,2%). El menor crecimiento en el número de accidentes laborales correspondió a Toledo (2,5%). Las provincias restantes se sitúan en un incremento entre el 4 y el 6 por ciento.

A escala nacional, el número de accidentes registrados alcanzó un total de 1.030.373, lo que supone un incremento del 4,9 por ciento respecto al año anterior. Esta cifra continúa la tendencia ascendente que se inició en 2003, según el Informe Socioeconómico de Castilla-La Mancha de 2006 elaborado por CES. Por comunidades autónomas, el mayor número de accidentes correspondió en 2006 a Cataluña, seguido de Andalucía y Comunidad de Madrid.