Publicado 28/07/2021 18:41CET

Stop Uranio asegura que el Gobierno "solo puede llevar a cabo la denegación" del permiso para la mina de Retortillo

SALAMANCA, 28 Jul. (EUROPA PRESS) -

La plataforma Stop Uranio ha señalado que "una vez que el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), con fecha 12 de julio de 2021, adoptó el acuerdo de informar desfavorablemente la solicitud formulada por Berkeley Minera España de autorización de construcción de la planta de Retortillo como instalación radiactiva de primera categoría", ahora el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) "sólo puede llevar a cabo la denegación de la referida autorización de construcción".

Para esta agrupación, contraria a la apertura de la explotación minera, "cualquier otra decisión de ese Ministerio supondría conculcar gravemente el principio de legalidad y llevar a cabo una actuación claramente ilegal".

Por ello, "en Stop Uranio estamos seguros de que no se va a producir", ha añadido en una nota de prensa recogida por Europa Press, en la que organización ha anunciado que ha presentado alegaciones "en el trámite de audiencia concedido por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico previo a la resolución sobre la solicitud de autorización de construcción de la planta de fabricación de concentrados de uranio de Retortillo".

Según la plataforma, en sus alegaciones trata de "desmontar los argumentos esgrimidos por el consejero Javier Dies Llovera para votar en contra del acuerdo del CSN y emitir un voto particular defendiendo a la empresa minera, discutiendo los informes emitidos por los técnicos del CSN, que actúa como organismo regulador en la materia de las instalaciones radiactivas".

"Al consejero señor Dies parece preocuparle mucho más los intereses de la empresa Berkeley que la salud, el medio ambiente y el futuro del territorio en el que se pretendía poner en marcha esta instalación radiactiva de primera categoría", ha manifestado la plataforma.

Stop Uranio ha apuntado que Dies Llovera "niega que la instalación proyectada por Berkeley suponga un lastre para las generaciones futuras que habiten en la zona de la mina y planta de Retortillo, considerando los residuos que se generen en esas instalaciones como NORM (procedentes de radiactividad natural), cuando el CSN ya consideró esos residuos como radiactivos y su depósito en los huecos mineros suponen un peligro para las personas y el medio ambiente durante cientos de años".

"Son esos residuos radiactivos el principal problema al que se enfrenta Berkeley, sin haber conseguido dar una solución convincente una vez sean depositados en los huecos mineros a juicio de los técnicos del CSN", ha continuado.

INDEMNIZACIÓN

En las alegaciones, la plataforma también muestra su "postura contraria" al "intento de la empresa minera de conseguir una indemnización millonaria por el lucro cesante si finalmente se impide la apertura de la mina y planta de Retortillo".

"Nosotros entendemos que a quien hay que exigir responsabilidades de indemnizaciones es a la empresa Berkeley por los inmensos daños causados en nuestros pueblos y en el territorio del Campo Charro", ha remarcado.