Las personas que cobran una pensión por desempleo en Andorra disminuyeron un 30% en 2018

Publicado 15/07/2019 18:06:37CET
Ciudadanos realizan trámites en el edificio central del Gobierno
Ciudadanos realizan trámites en el edificio central del GobiernoSFG - Archivo

ANDORRA LA VELLA (ANDORRA), 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un total de 74 personas cobraron en 2018 en Andorra la prestación social por desocupación involuntaria, el 'paro' andorrano, lo que representa un 30% menos que el año anterior, según cifras del Departamento de Asuntos Sociales del Gobierno publicadas este lunes por el Departamento de Estadística.

El número de ciudadanos que reciben esta pensión por desempleo ha pasado de los 193 en 2016, a los 107 en 2017, y a los 74 en 2018, evolución paralela a la mejoría de la oferta laboral en el país.

El Departamento de Estadística ha informado de que en 2018 pidieron la prestación 126 personas, y Asuntos Sociales lo resolvió de manera favorable en el 58,7% de los casos, una proporción similar a la del año anterior.

Por nacionalidades, la mitad de las personas que cobraron esta prestación son andorranos (49,9%), seguidos de los españoles (26,6%), mientras que un 55,4% son hombres y un 44,6% mujeres, y la mayoría de los solicitantes se concentran en el rango de edad entre los 50 y los 65 años.

El número de beneficiarios de esta ayuda ha pasado de los 5,1 por cada 1.000 habitantes de 2016, a los 2,7 de 2017, y a los 1,9 del 2018.

En total el Gobierno aportó 236.817 euros para financiar las 74 pensiones por desempleo, lejos de los más de 750.000 que aportó en 2016.

PARO NO CONTRIBUTIVO

La prestación por desocupación involuntaria de Andorra no es contributiva, equivale al salario mínimo (1.050 euros en 2019), aunque puede verse reducida según el umbral de cohesión social de la unidad familiar a la que pertenece la persona que la solicita.

Asuntos Sociales solo concede esta ayuda a las personas que se han quedado sin trabajo de forma involuntaria, y durante un máximo de seis meses, aunque las personas mayores de 55 pueden prorrogarla tres meses más.

Esta prestación se creó en 2009 para paliar las consecuencias de la crisis económica.

Para leer más