Barcelona sanciona a empresas de 'sharing' sin licencia y decomisa vehículos mal aparcados

Actualizado 12/09/2019 15:52:33 CET

Saca de la calle 17 patinetes y 16 sillas eléctricas de alquiler

   BARCELONA, 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barcelona ha empezado a sancionar a las empresas de vehículos de movilidad personal de uso compartido (VMP) o 'sharing' que operan en la ciudad sin licencia, en un dispositivo que también decomisará los vehículos estacionados en espacios reservados a otros servicios.

En una rueda de prensa este jueves, la concejal de Movilidad, Rosa Alarcón, ha explicado que, en solo un día, la Guardia Urbana ha sacado de la calle 17 patinetes y 16 sillas eléctricas de alquiler, ya que no hay ninguna zona regulada en el espacio público en la que puedan aparcar estos vehículos.

El consistorio ha explicado que la Guardia Urbana actúa en cumplimiento de la Ordenanza de uso de las vías y espacios públicos, intensificando el control del estacionamiento de VMP como los patinetes de uso compartido, así como de su uso por parte de los usuarios.

Alarcón ha detallado que en los seis primeros meses de 2019 se han puesto cerca de 1.500 multas por aparcar incorrectamente, el doble que en todo 2018, y que desde el 16 de agosto hasta ahora se ha puesto la misma cantidad: "No será una actuación de un día. Continuaremos hasta que dejen de actuar en el espacio público".

"Hay 25 empresas de 'sharing' de patinetes interesadas en la ciudad. Es inasumible. Acordamos con ellas que no operaran hasta que tuviéramos una normativa, pero dos de ellas no han cumplido con el pacto", y ha dicho que una de las que no ha acatado es de sillas de ruedas compartidas, un servicio que no se autorizará nunca, en sus palabras.

AL DEPÓSITO MUNICIPAL

Las sanciones son para las empresas cuyos patinetes se aparcan en el espacio público, y los vehículos que se decomisan se trasladan a un depósito municipal del que no los podrán recuperar hasta que el sector se regule en la ciudad o hasta que lo dicte un juez, ya que el Ayuntamiento puede decidir si los devuelve, ha asegurado.

A preguntas de los medios, ha explicado que las empresas que sí están respetando el acuerdo tienen críticas por la situación, y ha señalado que, si pueden introducir penalizaciones en el futuro concurso para el servicio regulado, lo harán para las que no han respetado este acuerdo.

En este sentido, también ha recordado que los conductores deben llevar casco; estar registrados y tener seguro; cumplir las normas de circulación correspondientes al tipo de vehículo, y conducir por aquellos espacios que marca la ordenanza, así como las indicaciones para su estacionamiento.

REGULACIÓN DE PATINETES

El consistorio ha subrayado que trabaja en una regulación de los patinetes compartidos que pueda "estar en marcha" en abril de 2020, y ya se ha reunido con empresas operadoras y prevé trabajar en el marco del Pacto por la Movilidad para presentar una primera propuesta este mismo mes de septiembre: "Hay buena predisposición de la mayoría de empresas".

Barcelona tiene una normativa "pionera" para regular la circulación de VMP a motor y de más de dos ruedas, que se aprobó en 2017 con una modificación de la Ordenanza de circulación de peatones y vehículos, y que ya estableció condiciones para el uso de patinetes, ruedas eléctricas, segways y triciclos, entre otros.

Según esta normativa, los patinetes pueden circular por carriles bici, las calzadas zona 30 y los parques, siempre respetando la prioridad de los peatones, adecuando la velocidad a su paso y sin maniobrar de forma que pueda poner en riesgo la seguridad de las personas, ha recordado el consistorio.

Contador

Barcelona Economies



A LA XARXA