La Escola de Segona Oportunitat de Barcelona estará gestionada por Salesians Sant Jordi y El Llindar

Publicado 01/07/2019 12:51:19CET
Miquel Àngel Essomba, Fran Viedma, Begoña Gasch y José María Usón
Miquel Àngel Essomba, Fran Viedma, Begoña Gasch y José María UsónEUROPA PRESS

BARCELONA, 1 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barcelona ha decidido externalizar la gestión de su nueva Escola Municipal de Segona Oportunitat y la ha adjudicado a Salesians Sant Jordi y a la entidad El Llindar, que gestionarán conjuntamente este nuevo centro 100% público del Ayuntamiento, que abrirá en setiembre en el barrio de Navas, en el distrito de Sant Andreu.

El comisionado de Educación del Ayuntamiento, Miquel Àngel Essomba, ha dicho preguntado en rueda de prensa que decidieron externalizar la gestión porque, aunque el consistorio dispone de profesionales, cree que estas entidades son las que disponen del mejor bagaje y experiencia en este ámbito emergente: "Es garantía de que realmente empezaremos con buen pie".

El centro está orientado a jóvenes de entre 16 y 24 años que no estudian ni trabajan, a los que se ofrecerá formación y acompañamiento en un itinerario que se alargará como máximo dos años y con un servicio totalmente gratuito, externalizado a estas dos entidades sociales por 1,2 millones por dos años con posibilidad de prórroga.

En la ciudad hay unos 17.000 jóvenes de entre 16 y 24 años que ni estudian ni trabajan --según un informe de 2016 de la Fundació BCN Formació Professional--, ha recordado Essomba junto al presidente de la Red Española de Segunda Oportunidad, José María Usón; la directora general de El Llindar, Begoña Gasch, y el secretario técnico de Salesians Sant Jordi, Fran Viedma.

Las obras para rehabilitar el centro, ubicado en el antiguo CAP de Navas, han costado 550.000 euros y previsiblemente terminarán a mediados de julio, y el centro abrirá en septiembre --el día 1 para los profesionales y el 16 para los alumnos-- con 30 jóvenes, que se ampliarán a 60 el próximo año --con los 30 que empezarán este curso y los otros 30 que lo harán el próximo--.

30 JÓVENES ESTE CURSO

Este primer grupo de 30 jóvenes se constituirá a partir de un trabajo de coordinación establecido entre el Consorcio de Educación de Barcelona, el Institut de Serveis Socials y Barcelona Activa, que formarán parte de la comisión de coordinación y seguimiento del proyecto, al que se sumarán equipos de salud y juventud próximamente.

El secretario técnico de Salesians Sant Jordi --la entidad que desarrolla la acción social de Salesians en Catalunya-- ha explicado que se ha diseñado un proceso para seleccionar a los 30 jóvenes que entrarán este curso, que llegarán derivados de otros servicios y se seleccionarán a través de actividades grupales e individuales: "No será solo rellenar un formulario".

Los itinerarios para los jóvenes del centro --que contará con seis profesionales el primer año-- combinarán formación tecnicoprofesional con recursos para trabajar competencias e incluirán una diagnosis para identificar las preferencias e intereses de los participantes; acciones de orientación y empoderamiento, y la definición de un Plan Personal de Trabajo.

Cada alumno tendrá asignado un educador de referencia, así como formación en competencias básicas y de técnica profesional, que se ofrecerán por ahora vinculadas a seis familias profesionales: hotelería y turismo; comercio y marketing; electricidad y electrónica; servicios socioculturales; actividades físicas y deportivas, e información y comunicación.

SEGUNDA OPORTUNIDAD PARA LA ADMINISTRACIÓN

Gasch ha dicho que las escuelas de segunda oportunidad nacen contra el abandono escolar --del 17,9% en Catalunya, según ella--, y ha destacado que tienen mucha demanda: en la de la entidad han recibido 550 solicitudes de inscripción para el próximo curso, cuando su oferta es de 250 plazas, por lo que ha pedido más trabajo de la Generalitat con los municipios para promover este modelo.

Usón ha destacado que la red --con 39 escuelas en España--- ofrecerá recursos a la de Barcelona, que es la primera de este tipo con esta iniciativa pública y que confía en que se pueda replicar en otras ciudades, y Essomba ha resaltado que la segunda oportunidad a la que se refiere este modelo no es para los jóvenes, sino para la administración, que no ha sabido ofrecerles una salida.

Barcelona Economies



A LA XARXA